De vacaciones en la cuevita

Soy HOMBRE de 38 años de edad

En unas vacaciones de verano, mi esposa y yo nos fuimos solos ya que nuestras dos niñas se habían ido con sus abuelos a pasar las vacaciones con los demás nietos. De tal forma que mi mujer y yo llegamos a un lugar donde hay un río con algunas cuevitas donde hay algo así como pequeños cenotes. para llegar a ellos había que ir en lancha por la que contratamos una para nosotros pues hay para varias personas. El cuate que nos llevaba, un tipo muy platicador y dicharachero se mostraba interesado en las piernas de mi mujer que asomaban por el short, mi esposa y yo fingiamos que no nos dabamos cuenta. Pasamos por varias cuevitas, y el cuate nos platicaba de muchas cosas del lugar, pero cada vez que podía se echaba sus tacos de ojo con mi mujer que llevaba una blusita de tirantes para el calor. En una cueva nos bajamos y ahí el cenote era más grande por lo que nos indicó que nos pusieramos los chalecos para meternos. Nos bajamos, yo me puse a nadar en el cenote, pero a mi esposa le daba miedo meterse, le insistí a que se metiera y como no quería, el lanchero le dice "ándele" señito, yo le digo como le haga, la voy guiando con las manos. Por fin mi esposa accedió por lo que yo despreocupadamente me puese a nadar. En un momento dado que me percato de que el cuate llevaba a mi esposa sosteniendola con un brazo por el pecho y con el otro por la parte delantera de la cintura. Sentí un choque electrico e inmediatamente se me paro la verga, no lo pense más y me salí a la orilla, llame al lanchero con culquier pregunta de pretexto y le dije a boca de jarro quiero que te pases con mi mujer No entiendo contestó. Sí, mira, ahora que la estás conduciendo manoseala todo lo que puedas, yo me voy a alejar discretamente para que tengas más margen de acción, si mi esposa la hace de jamón yo la calmo y no ha pasado nada. Si logras calentarla y cachondearla, te voy a dar una muy buena propina. Sólo que, discretamente, con señas me vas a ir indicando tus avances. ¡Juega! me dijo.
Yo fui a mi mochila, puse a grabar la cámara del teléfono y lo metí en una de las bolsas de parche teniendo cuidado de que captara toda la escena. Le dije a mi esposa que iba yo un poco más arriba para ver que había, lo cual hice.
Como a los veinte minutos que regreso, que llamo al lanchero para "preguntarle algo de allá arriba" y le pregunto que cómo le había ido. ¡Excelente ! me dice; con el pretexto de ayudarla a flotar, le sobo las tetas y el monte de venus. Ella ¿qué dice? Hace como que le cuesta mucho trabajo, apoya los pies en la arena y yo la sostengo apoyando la verga en sus nalgas. ¿ La ves enojada ?No, que va; me repega sus nalgas. Si puedes sácate la verga y embarrasela en las nalgas. Se quedo un momento en silencio y un tanto apenado me dijo Ya lo hice. ¿Y? Se la puse entre el biquini y su piel. ¿Y? Comenzó a jadear y se volteo a besarme, me agarró la verga y se la iba guiando hacia su biscocho, cuando usted llegó.
Ya está, le dije. Haz lo que sigue, cójetela, pero fuera del agua para que la cámara grabe todo. Pero no hay pedo ¿Verdad?
No hombre, al contrario.
Me despedí de mi mujer diciendole que iba yo a ver otras cosas allá arriba y que me iba a tardar un poco.
Como a los 40 minutos regresé escurriendo de la verga. Ya los dos estaban sentados en las piedras esperandome, le dije a mi esposa que ya estaba yo muy cansado y que prefería que nos regresaramos aun sin terminar el recorrido; ella estubo de acuerdo. Llegamos al embarcadero, le dije a mi esposa que se adelantara a la camioneta mientras yo le pagaba al lanchero. ¿QUé pasó?
Extraordinario, tu vieja está bien rica y coje como desenfrenada. Órale pues; aquí está tu propina. Me agarró del brazo y me pregunta ¿Cuándo vienes tu solo?
¿Y eso? le dije.
Es que quiero que te cojas a mi mujer.
¿En serio?
Tan en serio que yo me cogí a la tuya.
Me dio su numero telefónico y nos fuimos.
Ya de regreso a la casa, estando solo, puse el vidéo y lo pasé a una USB. Frecuentemente, cuando estoy solo, pongo el vidéo y me pongo unas masturbadas impresionantes. Mi mujer siempre fue muy mocha y espantada, hoy yo conozco su secreto y no tengo intención de contárselo, mas bien quiero seguir creando las condiciones para que se la cojan y grabarla sin que ella se entere de que yo lo sé.
Después les cuento cómo me fue cuando fui a visitar al lanchero.

4 comentarios:

  1. Qué tal amigo. De dónde son?? Me gustaría cogeme a tu esposa
    Mi mail es
    Nomeserajar2000@hotmail.com
    Espero pronta respuesta

    ResponderEliminar
  2. Qué tal amigo que rico ha de haber sido
    Manda mensaje al whatsapp 5541789376 que rico sería cogerla y que escuches todo

    ResponderEliminar
  3. Cuéntanos si la del pinche lanchero maníaco resultó ser igual de puta que la tuya.

    ResponderEliminar
  4. Wooo. K caliente estubo todo eso....oye pero si no te importa me gustaria k me compartieras tu video ..o podemos negociar si es k me gusta...k opinas k dices amigo..negociamos ...???este es mi correo noeguzman793@gmail.com

    ResponderEliminar

Gangbang en la fiesta de mi pueblo

Soy mujer de 22 años en mi pueblo la fiesta se celebraba el sábado mi amiga Paty y yo bailamos y tomamos mi casa queda cerca y pensé en i...