Viviendo con mi viejita (tercera parte)

Soy HOMBRE de 48 años de edad

Hasta que al otro día, ella me acariciaba con amor mi verga erecta y le pedí si me podía dar un besito ahí, se rio, pero me dijo que sí. Apoyo su cabeza en mi vientre y cuando lo hacía, sentí su boca en contacto con mi verga, le pedí mas y mas y ella continuó.

Le dije que me encantaba y ella me dijo que le gustaba hacerlo, como si fuese lo más natural del mundo. Estuvo harto rato así, hasta que me hizo acabar, claro que no con la boca, solo con sus manos, pero eso ya desató lo que se venía.

Conversamos sobre lo que estábamos haciendo, que no lo veíamos como algo morboso, que era solo cariño, repitiéndolo varias veces, hasta que le dije que no me sentía bien disfrutando yo y ella no. Le dije que a mí me gustaría que ella sintiera como yo , que me dijera como, no me quería decir , a si que comencé a tocarla por sobre su calzón y se fue entregando a mis caricias , hasta que conseguí hacerla acabar.

De las caricias pasamos a los besos en la boca con legua , a sacarnos al ropa y cuando estaba a punto de penetrarla , ella me pedía que parara , que no estaba bien , hasta que no me detuvo , mi verga se acomodó entra sus piernas y suavemente fui entrando en el cuerpo de mi madre , comenzándomela a coger muy suavemente , acabando ambos al mismo tiempo.

Fue algo mágico, nos besamos y nos hicimos cariño por largo rato, sabiendo que ya no teníamos marcha atrás.

Esa misma noche , apenas nos acostamos , nos besamos y comenzamos a tocar , esta vez no disimulamos nuestro deseos y esa noche , en un encuentro mucho más fogoso, mi madre dio rienda suelta a su deseo y cogimos muy , pero muy rico.

Han pasado los años y nuestro deseo se mantiene. Nos complementamos muy bien en la cama, tengo a mi lado una mujer caliente, físicamente como a mí me gustan , atenta a todas mis necesidades , completamente fiel a mi , dándonos amor incondicional en cada relación.

2 comentarios:

  1. Si son felices deben seguir disfrutándolo, es solo sexo, prueba el sexo anal que es mas divino. Los feliicto

    ResponderEliminar
  2. Me encantó tu historia, el sexo con un ser querido es maravilloso. Cógela por detrás que es divino y la estarás cogiendo por mucho tiempo. Me encantan las familias que tiran entre ellos los felicito

    ResponderEliminar

Gangbang en la fiesta de mi pueblo

Soy mujer de 22 años en mi pueblo la fiesta se celebraba el sábado mi amiga Paty y yo bailamos y tomamos mi casa queda cerca y pensé en i...