Hermana calienta sopa

Soy HOMBRE de 17 años de edad

Mi hermana a sus 16 años, ya había debutado, no era virgen, eso lo tenía más que claro. Había terminado hace un mes con si novio, estábamos en casa, no recuerdo pro que nos colocamos a luchar y entre roce y roce, a mí se me paró y comencé a restregárselo. Ella en ningún momento me dijo que parara, solo cuando ya la situación se nos fue de las manos y ya mis manos estaba tocándola descaradamente.

Nos pedimos perdón mutuamente , que se nos había salido de las manos y que no tocáramos el tema. Pero al otro día volvimos a caer en lo mismo, me dejo tocarle los senos por debajo de la ropa y cuando comenzaba a bajarle los pantalones me detuvo y se fue . Tercer día lo mismo, estábamos casi cogiendo con ropa, cuando se levanta y me dice que paremos. Me enojé , le dije que era una calienta sopa, cabra chica , que me dejaba todo caliente y que después se iba. Me tomo de las manos y me dijo que yo le gustaba, que le encantaría llegar a algo más, pero que no podíamos. Yo enojado y caliente, la heche de mi pieza, y que por favor no tocáramos mas el tema.

Yo no la pescaba , aunque me moría de ganas de refregarme con ella. Fue ella la que no se aguantó y me volvió a molestar. Me hice el difícil y la amenacé que si no la cortaba , yo no me iba a detener hasta violarla. Ella siguió molestándome, terminamos refregándonos y cuando trato de detenerme, no lo hice, como mas encima andaba con minifalda, la toqué con fuerza , la masturbe , le levanté su top, le chupe las tetas , hasta ahí mi hermana estaba entregada , pero cuando me saque la verga para metérsela, se resistió , me empezó gritar que parara , me comenzó a golpear y tuve que dejarla, muy emputecido con ella.

Me pidió disculpas y yo no se las acepte , la mande a la cresta. Me rogó, me suplico perdón , a cambio, me ofreció una chupada si la perdonaba. No me pude resistir y le dije que si. Acostado en mi cama, mi hermana comenzó a chupármela divinamente , hasta hacerme acabar en mi estomago.

Los encuentros se repitieron y ella no se dejaba coger, pero me satisfacía oralmente , hasta que una tarde , no aguanté mas y casi a la fuerza la penetré. Se resistió un poco , pero termino entregándose y gozando como loca. Hoy en secreto, mantenemos relaciones cada vez que queremos.

1 comentario:

  1. Soy Jorge este relato me recuerda mis días con mi hermana

    ResponderEliminar

Gangbang en la fiesta de mi pueblo

Soy mujer de 22 años en mi pueblo la fiesta se celebraba el sábado mi amiga Paty y yo bailamos y tomamos mi casa queda cerca y pensé en i...