Desde los 14 años comence a espiar a mi mamá

Soy Hombre de 37 años de edad

Pues mi secreto es que desde los 14 años comence a espiar a mi mamá cuando se bañaba ,pues mi mamá no era una muñeca pero estaba de muy buen ver ,ella es morena clara con su pelo risado ni gorda ni flaca y es de estatura mediana y tiene pechos grades y caderas y nalgas algo grandes aunque tiene algo de vientre y de estomago.

Y de cara es bonita ,la diferencia con mi padre era abismal pues el tenia 57 años .mi padre no tenia una profesión ni oficio pues trabajaba en lo que habia y con el paso del tiempo se acomodo de chofer de maquinaria agricola que transportaban para diferentes estados de mexico y a veces se ausentaba hasta por 4 meses y sólo iba una vez ala casa y mi mamá ya se notaba desesperada por tener sexo pues me descubrio espiandola mientras se bañaba y me regaño y me amenazó con acusarme con mi padre cuándo llegara y cuándo llegó sólo me miro y se quedo callada.

Asi pasaban los dias y descubri que mi mamá no usaba calzón ni brasier para estar en la casa y cómo sólo usa faldas y vestidos fue muy facil ver por abajo cuándo lavaba o estaba cocinando ,le veia su vagina totalmente cubierta por muchisimos vellos pubicos.

Ya habia pasado un mes y mi padre no llegaba ala casa y yo no aguantaba las ganas de coger y una noche me levanté en la noche y la luz del cuarto de mi mamá estaba prendida y levante un poco la cortina y ahi vi ami mamá con su vestido levantado y masturbandose con su dedo y diciendo mi nombre ,pues decia que le hacia mucha falta sentir mi verga joven y dura adentro de su panocha peluda.

No lo podia creer que mi mamá también deseaba que yo la penetrara y en ese momento entre asu cuarto y cuando me vio se quedó helada pues estaba cerrando los ojos y masturbandose y me aceraue y acaricie los vellos pubicos y reaciono diciendome que hacia en su cuarto y que era su intimidad y que me saliera y le puse el dedo en la boca mientras desabotone su vestido ,quedando desnuda pues no tenia panty y acaricie su vagina peluda y me decia que no era correcto pero no me quitaba de su lado y cedio ante mi,buscó y acaricio mi verga y me dijo que ya se la diera pues no aguantaba mas estar sin macho.

Abrio sus piernas y me dijo que se la metiera antes de que se arrepintiera y asi lo hice pues meti mi pene en la vagina de mi madre y comencé el mete y saca y sólo dure unos 10 minutos y descargue mi leche adentro de su vagina y ella tuvo varios orgasmos y apenas tomamos aure y se acomo en 4 patas y la tomé de su cintura y comencé el mete y saca nuevamente y la tomé del pelo y acelere el ritmo y no pude mas y volvi a descargar mi leche otra vez y saqué mi verga y me acosté y se monto en mi verga y se comenzo a mover freneticamente y no pude mas y descargue otra vez mi leche en la panocha de mi mamá mientras le besaba sus labios .sin decirme nada se acosto y abrio sus piernas y se lo volvi a meter mi verga y tras uno 20 minutos termine y nos besamos y se tuvo otro orgasmo mas y yo termine otra vez adentro de su vagina .

Me acoste y tomó mi verga con sus manos y se la acomodo enla entrada de su panocha y se monto en mi verga y me cabalgo tan deliciosamente que me hizo terminar casi al momento y se bajó y tomó un pedazo de trapo y se limpio su vagina y limpio mi verga y acaricie su panocha peluda y me dijo que me fuera a dormir y que al otro dia hablariamos de lo que habiamos hecho.este es el inicio de nuestras aventuras y vienen muchas mas.

Mi secreto con mi mamá continuacion

Soy Jombre de 37 años de edad

Luego de haber sorprendido ami mamá masturbandose decidi y sin importarme nada coger con ella y lógico acepto aunque al otro dia estaba callada y seria conmigo y le dije que ya no hiciera drama total ya estaba hecho y ni modos y ademas ambos sabiamos que ya mi padre no le cumplia en la cama y ella andaba desosa de verga y se enojo y me dijo que eso no se le decia a una mamá y le conteste que deseaba y queria que fuera mi amante pues no la iba a dejar que otro cabron le metiera el pito pues ella era mia y de nadie mas y mi mamá se quedó callada y me dijo que estaba loco pues no podia ser mi amante pues era mi madre .

Y sin embargo esa mañana se veia diferente pues tenia una falda corta y una blusa muy escotada que dejaba ver sus pechos y la falda era abotonada y sin decirle nada la abraze por atras y le meti la mano bajo su falda y acaricie su panocha peluda y no me dijo nada y le dije al rato quiero que te pongas esta falda pues queto cogerte con tus piernas en mis hombros y desabrocharte lentamente los botones de tu falda pues ya eres mi mujer y sólo mia .

Me miro con cara de aceptación y se fue a preparar todo para la comida y yo me recoste a jugar mi videojuego,

Durante el resto del dia estuvo callada sin decirme nada y alas 10 pm se baño y se puso la misma falda aunque con otra blusa y con voz algo nerviosa me dijo que me esperaba en su cuarto y fui y estaba sentada en la orilla de la cama con la mitad de los botones de su falda desabrochados y me dijo,tienes razon también yo prefiero que seas tu quien me meta la verga y no otro cabron que al rato ande diciendo cómo tengo la panocha de peluda.


Extendio los brazos y nos besamos y me quito la playera y besó mi pecho hasta llegar ami pene y bajo mi short y se lo llevó asu boca y me dio una buena mamada y se acomodo y abri un poco mas s falda e hicimos un 69 riquisimo y se acomodo y abri sus piernas y su panocha y meyti mi verga y comence el mete y saca y tras 15 minuto eyacule adentro de su panocha y nos besamos y sacó mi verga de su paocha y se la tallo en los pelos de su panocha y me dijo con calma la nochees larga y soy toda tuya.continuara

Secretos Picantes

Que rico es cojer con un familiar

Soy hombre de 35 años de edad

el secreto que tengo es que ya me comi a mi sobrina y a dos hermanas. se siente tan rico cojer con ellas. como soy el mas pequeno de todos los hermanos mis sobrinas y hermanas me an tenido mucho carino. hasta el punto de dejarme cojerme sus panochas. se las eh metido bien rico y ellas les a gustado hasta el punto que se an enamorado de mi. lo mas rico es cuando las miro mamandome la verga bien rico como unas putas. me dicen que ellas son mis putas y que les gusta que se las meta. me gusta leer historias sexuales de incest porque se que se siente tener a una Hermana o a una sobrina en cuatro patas y darle bien rico por la panocha

Mi leche en las manos de una chamaca caliente

Soy HOMBRE de 25 años de edad

Esto paso ya hace algunos años cuando tenia entre 17 y 18, me conseguí una noviecita que iba en segundo de secundaria, fue todo un rollo como termine de novio con ella, al principio yo no quería porque me buscaba novias con quienes coger y creía que con ella no se podría pero me demostró lo contrario y resulto ser muy sexosa la chamaca, pero este secreto no trata de ella si no de su mejor amiga en aquel tiempo, otra cahamaca de su salón que estaba muUUy rica, la tenia agregada en el Facebook, y una mañana que desperté bastante crudo la vi conectada y comenzamos a charlar, no se como fue pero ella me empezó a contar cuando le quitaron su virginidad y que solo esa ves lo había hecho... la charla se calentó mas, me dijo que estaba sola y me invito a su casa, no lo pensé dos veces me prepare y salí.

llegue, subimos a su departamento ella traía una faldita rosa que fue muy fácil ultrajar, ni siquiera hablamos mucho comenzamos a fajar y fuimos directo a la cama de su mama, la acosté, levante su falda y baje su calzoncito azul, tenia pocos pelitos la recuerdo bien así que se gano unas buenas chupada, luego me puse el condón y me monte sobre ella, el problema es que iba tan crudo que no pude mantener bien la erección y eche a perder el único condon que traía, pero no la podía dejar con las ganas así que me baje de nuevo, le dedeaba por los dos hoyitos y la hacia gemir, me emocioné con el olor de su vagina y sus nalgas, cuando le chupaba la vagina al mismo tiempo le dedeaba el culo y entonces volvió la erección y la penetre, fue un par de veces porque se dio cuenta que no traía condón y me pidió que lo sacara, :( pero ya estaba yo muy exitado así que le empecé a arrimar el palo por encima de su vagina la cachondeaba y le besaba sus chichis, ella bajo su mano para manipular mi vrga y termine llenandole de leche todas las manos la vagina su falda hasta la cama de su mama.

me quede con las ganas de cogerla bien y ya después no se volví a dar la oportunidad -el secreto de este encuentro solo ella y yo lo sabemos-

Hermana casada infiel

Soy HOMBRE de 43 años de edad

Una noche de sábado, en la casa de mi hermana ( casada 45 años ), habían unos vecinos amigos, entre ellos, me incluyo, vivo a dos casas de ella, primero empezó con un asado, luego bailoteo bien regado.

Lo pasamos muy bien y ya cerca de las 4 de la mañana, aun con la música a todo tarro, quedábamos 4 , mi hermana, una vecina, un vecino soltero y yo separado. Mi cuñado trabaja en una empresa contratista, hace turnos de 7 días y justo ese fin de semana se encontraba trabajando, justamente con el marido de la vecina.
Ya a esa hora estábamos muy ebrios y yo meta a baile, con la vecina casada, no era muy bonita, pero ya la tenía lista, la abrazaba y me apegaba a ella descaradamente mientras bailábamos.

Mi hermana con el otro vecino, completamente ebrio y apegado a mi hermana, que a pesar de reírse, no estaba ni remotamente interesada en el, aparte de ser feo, curado como pato. Yo estaba listo, seguro terminaría culiandome a la vecina. En eso voy al baño, apoyándome en la pared, cuando golpean la puerta del baño. Pensé que era la vecina que venía por lo suyo, cuando abro, entra mi hermana, también borracha y me dice que no la fuera a dejar sola con el vecino , que lo echara de la casa y que no fuera por ningún motivo a meterme con la vecina , que su marido era peligroso, que me metería en un lio etc etc.

Le dije que no se metiera, que yo sabía lo que hacía y cuando voy saliendo, me toma del brazo y mirándome con los ojos algo desorbitados, me dice que si quería culiar, que lo haga con ella.

Cierra la puerta y me besa, confesándome que estaba muy caliente. No me aguanté y la besé , agarrándole el culo y las tetas de inmediato. Mi hermana no es atractiva, algo gorda, pero con unas tetas impresionantes , y de culo bastantes grande. Como 5 minutos estuvimos manoseándonos y besándonos, hasta que tuvimos que salir. Le dije que echaría a los vecinos, que me iría y que volvería en 5 minutos. Salí , apague la música y les dije que nos fuéramos. La vecina pensaba que me iria con ella, pero al salir de la casa , emprendí rumbo a la mía, mientras ella se fue sola y el curadito partió a la suya. Volví a los 5 minutos y apenas entre a la casa de mi hermana, ella me esperaba con las luces apagadas. Nos agarramos a besos , desesperados y en el mismo living comenzamos a sacarnos la ropa.

Caímos al sofá donde le chupé las tetas con alevosía y ella me la chupó deliciosamente. Terminamos en su cama , dándonos con todo, culiando por harto rato. Sabiendo que mi cuñado no llegaría, me quede a dormir con ella y al otro día, ni almorzamos por culiar. Ahora mantenemos una relación clandestina , ella va a mi casa , obviamente mi cuñado ni sospecha lo que hago con su mujer.

Apuesta con mi suegra

Soy HOMBRE de 32 años de edad

Mi relación con mi suegra no podía ser mejor y por tanta cercanía, acabamos encamados.

Mi suegra es separada hace muchos años, muy simpatica, extrovertida es bajita, una gorda culona XXL, siempre con la malicia delante y la bromas doble sentido. Su culo era una fantasía para mi y varias veces se lo hice saber entre indirectas y bromas. No era raro un agarrón o una punteada cuando la pillaba doblada, a ella le gustaba, pero todo en broma. Lo único malo que ella era de la “Universidad de Chile” y yo del “Colo Colo”, ambos fanáticos. Justamente en un clásico, nos instalamos a ver el partido como muchas otras veces, hacía calor.

Mi mujer desaparecía cuando había partido, por los gritos y aparte que no le gustaba para nada el futbol. Ambos solos sentados en el sofá, los cigarros, las papas fritas y mucha cerveza alentando cada uno a su equipo. Hicimos una apuesta, la que fue en aumento y nos fuimos al primer tiempo cero a cero. Comienza el segundo tiempo , partido peleado y ella sube la apuesta que si perdía el Colo , tendría que lavar los platos por un mes, algo que me cargaba. Para hacerle frente a su apuesta, no se me venía nada en mente y mientras ella me desafiaba, lo único que se me salió, entre la efervescencia y las cervezas , que si ganaba el Colo, ella me hacía una “corneta”. Me dijo que era ordinario, pero que aceptaba el desafío. 5 minutos antes del término, y mi Colo Colo del alma anota el 1 a 0 , haciéndome saltar de mi asiento, gritando el gol. Mi suegra reía nerviosa y alentaba a su equipo, pero suena el silbato y mi equipo de mis amores se lleva el triunfo.

Me senté cómodamente y le dije a mi suegra que pagara la apuesta. Me ofreció mil cosas, pero yo le decía que un trato es un trato. Hasta que de un momento a otro, me dice, bueno , sácala.

Cada uno llevaba varias latas de cerveza , y viendo tan decidida a mi suegra, me bajo el pantalón corto, quedando solo tapado con la polera. Mi suegra me pide que no sea cobarde y que la destape. Lo hice. Mi suegra se ríe pensando que yo me acobardaría, pero no, ahí estaba mi virilidad, recién comenzando a despertarse. Ella reía y reía, hasta que me dice que un trato es un trato y me la comienza a chupar, pagando su apuesta. Lo hizo por 1 minuto y quiso cortar la apuesta , pero le dijo que continuara y ya a las 3 minutos , mi suegra se lanzo con todo, dejo de reírse y comenzó a disfrutar. Yo me deje querer , pero luego me la quise afilar y a pesar de estar muy caliente no quizo. Me dijo que si quería que me la chupara , no había problema , que a ella le encantaba y que disfrutaba hacerlo , pero que de coger , no , por su hija.

No duro ni una semana, cuando entre mamadas y mamadas , su enorme raja , fue toda y absolutamente mia.

GRANDE COLO COLO !!!!!!!!!

Recomende a mi hija con unos amigos

Soy hombre de 52 años de edad

hola estoy junto con otra mujer menor que yo con la primerq.me.separe hace tiempo tengo una hija con ella de 22 años es alta girdibuena con buen culo tetas igual que ella ahora sale con uno pero se va con otros viste muy escotasa todos la.miran cuando esta aqui casi siempre anda en interior lo a hecho con vatios maduros se quines son creo tambien con el que esta su madre bueno ella acabo la universidad me dijo que la recimendara hable con varios amigos que fueran con ellos todos son de mi edad u cuarentones se llevo el carro por que no tiene fue con todos despues ellos la traian y venian por ella de mas noche ya se quedo con uno ahorita pero me.dijo uno que fuera otra vez le dije que ya tenia aun asi fue ella me imagino como se la cogen

En el campeonato de Tenis

Soy mujer de 37 años de edad

Soy morena, alta, curvilenea, casada, Juego tenis. En un campeonato me fui con una falda q no era falda short,,,,me puse una tanga para jugar mi partido,,,,se me veia la tanga.

Mi marido me dejo hacer eso.
Al final del partido un jugador se me acerco y me pidio salir con el...le dije q era casada,,,,el inisitio y accedi....al decir q si....metio su mano debajo mi falda y rozo mi vagina q estaba humeda

Con mi suegra somos amantes

Soy hombre de 31 años de edad

Mi suegra es abogada, igual que yo, 59 años. Cuando estudiaba ella me ayudaba a preparar algunas materias, luego cuando egresé hice la practica con ella y cuando me titulé , arrende una pequeña oficina cerca de ella , donde me prestaba constantes asesorías. Por lo mismo teníamos mucho contacto lo que creo un vínculo muy especial. Es una mujer encantadora, de rostro muy hermoso, ojos verdes , pelo rubio natural. Físicamente es gorda, para que lo vamos a ocultar y ni siquiera es lo que decimos una gordita armada, pero a mí no me importa , al contrario, me encanta. Como todo hombre tuve fantasías con ella , pero después de los años, y nuestro contacto casi a diario, fui sintiendo cosas por ella. Me gustaba su compañía , a veces preparábamos un caso y tenerla cerca me confundía. Esto fue en aumento, abrazos, caricias inocentes , hasta que un día me di cuenta que me gustaba de verdad mi suegra. Un día que estábamos solos , yo la miraba , me la imaginaba desnuda , su perfume , su risa , me tenía cautivado y sin pensarlo, la traté de besar. Ella se asustó preguntándome que me pasaba y se lo solté todo. Quedó descolocada, sin saber que decir, que como se me ocurría etc etc. Conversamos mucho y me dijo que obviamente yo era muy atractivo, que con su marido solo vivían y dormían juntos, pero que no pasaba nada con el , pero que era el novio de su hija , que jamás podría hacerle eso a ella. Luego de su rechazo, el trato cambió obviamente, solo conversando de los casos que teníamos en conjunto. Pasó poco más de un mes y ganamos un caso que nos dejaba una suma importante de dinero. La invite a que fuéramos a tomar algo para celebrar . En un bar cercano, ambos contentos celebrando nuestro triunfo, en un momento que se me acerca mucho, nuevamente intento besarla. No pasó nada, pero me confesó que ella también le pasaban cosas conmigo, que sentía mucha atracción , pero que no podía hacerle eso a su hija y luego de una media hora y otro trago, conseguí convencerla que probáramos solo una vez para sacarnos las ganas nada mas.
Terminamos en un motel, ella completamente nerviosa. Nos besamos por primera vez y poco a poco fui desnudándola. Ella sentía vergüenza de su cuerpo, pero se fue entregando a mis caricias, hasta que por fin la tuve desnuda. Besé cada parte de su blanco cuerpo, sus pechos que hace tiempo deseaba , su entrepierna poblada de suaves pelos, haciéndola estremecer y hasta que luego me subí y la penetré. Mi suegra con los ojos cerrados no paraba de disfrutar, sus pechos caídos hacia los lados, sus enormes nalgas entre mis manos, fue un sueño hecho realidad.
Obviamente no fue la primera y última, después de eso, a pesar de estar con un tremendo peso de conciencia mi suegra, mi suegra volvió a caer en pecado, una , otra y otra vez. Cada vez los encuentros eran más fogosos y ya de frentón se entrego al placer, haciendo cosas que nunca antes hizo con su marido, algo que más le excitaba. Ya han pasado casi dos años, tenemos una oficina en conjunto, incluso compramos un sofá enorme para follar y lo hacemos cada vez que queremos

Ayudando a mi hermana

Soy HOMBRE de 43 años de edad

Había salido con unos amigos a jugar una partida de pool, dejando el teléfono en casa. Era tarde, cerca de las 11 de la noche, cuando al llegar mi mujer me dice que mi hermana me había llamado, que venía por la carretera, que su auto se descompuso y que estaba botada en la carretera. La llame de inmediato y me dijo que estaba como a 150 km de nuestra ciudad. Tomé mi auto y salí a esa hora a socorrerla, hasta encontrarla. No pude hacer nada, se había roto una manguera y llamé a mi mujer, avisándole que no llegaría, que tenía que esperar hasta el otro día para comprar el repuesto, que dejaría el auto en una estación de servicio que estaba muy cerca y que pasaría la noche con mi hermana en un motel que había visto cuando venia para acá.
Como me había metido bajo el auto, me había ensuciado, en el motel me pegue una ducha y ella hizo lo mismo. Obvio ninguno de los dos andaba con pijama y como hacia tanto calor solo nos quedaba dormir en ropa interior. Hacía muchos años que no veía a mi hermana solo en sostenes y calzones, la verdad a sus 40 años, se veía exquisita, es caderona y tetona. Nos metimos a la cama, ella dándome las gracias muchas veces diciéndome que como podría agradecérmelo y yo entre broma y en serio, abrazándola, le dije que con una cacha buena . Se rio y me dijo que ni lo mencionara, que andaba hace mucho rato falta de sexo. La empecé a tocar por detrás y me dijo que la soltara que si no terminaría agradeciéndomelo de verdad, nos quedamos callados un ratos, pero haciéndonos cariño, calentándonos, hasta que le agarré una teta y mi hermana se entregó.

Nos restregábamos apasionadamente y quejándose, diciendo que era una locura, solita bajo su cabeza y comenzó agradecerme mi atención. Cogimos toda la noche, también en el mañana, nos bañamos juntos. Arreglamos su auto y desde ahí, apenas podemos , lo hacemos.

Mi tia buena onda

Soy hombre de 18 años de edad

Tengo una tía muy especial en su forma de ser, que es vecina del barrio, hermana de mi madre. Desde chico siempre fui su favorito. Es solterona, tiene 56 años, todos la conocen, muy sociable, en especial con nosotros los jóvenes, todos la llamaban “tía” y con la que siempre he tenido una confianza absoluta. Me ayudaba en el colegio cuando me mandaban a llamar el apoderado, tomamos juntos, fumaba de chico con ella, hasta un pito me he fumado con ella, etc. Una noche, sentados afuera de su casa, me dice que tenga cuidado con la chica que andaba, también del barrio. Me dijo que era muy niña y que en cualquier momento podía quedar embarazada, que me echaría a perder la vida y lo que siempre te dicen. Le conté que con ella aun no habíamos tenido sexo, que era virgen y que no me daba la pasada. Comentó que era tonta, que el sexo era tan rico, y mientras nos tomábamos unas cervezas, me comenzó a contar de sus experiencias cuando era chica y pucha que era caliente mi tía. Yo me calenté con sus historias y en una de esas, me dijo que mejor cambia el tema, porque se estaba calentando recordando sus aventuras. Le pregunté que hace cuanto no se pagaba una buena y me dijo que hace mucho rato. También le dije que cambiáramos el tema , que yo hace rato no me pegaba una , más con esta chica que no me daba la pasada. Ahí me dice que si no fuera su sobrino, ella me daba la pasada sin pensarlo y yo , con lo que me había contado, que de segura debía ser buena para la cama. En eso se queda seria , sabía lo que yo quería y me dijo de buenas a primeras, si me pegaría una encamada con ella si no fuera mi tía y “obvio que si” , le respondí de inmediato sin pensarlo. Un pequeño silencio, mientras daba una fuerte aspirada a su cigarro y me dice seria y directa, que si quiero coger con ella.
Nos entramos a su casa, me sentó en el sofá, puso un cojín y me dio una chupada de record gines. Ya de ahí la desvestí, le chupe las tetas que era lo mejor que tenía y nos fuimos a su pieza a culiar como si se fuera acabar el mundo. Mi tía resultó seca pal pico, se montaba, se bajaba, se daba vuelta , se ponía ella sola en cuatro patas , 69 , me chupaba el culo , que no me hizo. Mientras yo luchaba por meterle mano a mi novia, mi tía me dejaba acabar en su boca. Realmente era buena para la cama. Después de hacerlo, nos fumamos otro cigarro y me dijo que yo era exquisito, muy bueno para la cama , que no me dejaría tranquilo y que cuando quisiera, a la hora que fuera, que cuando tuviera ganas de culiar , fuera a su casa. Yo también le dije que si un día andaba caliente, me llamara.

Cafe con leche para mi hijastra

Soy hombre de 30 años de edad

Hoy me toco hacer el desayuno a mi ... pero al preparar el de mi hijastra le puse un condimento secreto... cafe con leche pero de la mia... una paja y toda la leche en la taza... Que lindo fue verla tomarla con tantas ganas... estabamos solos sin mi pareja(su mama) pero con las hmnas... despues del desayuno se paso a nuestra cama y ahi si... a hacernos cosquillas y a tocarla un poquito ... la pija bien dura apenas la rozaba... le hacia cosquillas en las costillas y ella se arqueaba, me apoyaba la cola. Yo abrazandola sentia mucho las tetitas que le estan creciendo cada dia mas! Como me calentas pendejita. ella 13 yo 28. .

Mi debut a los 10 años con mi hermano

Soy mujer de 27 años de edad

Con mi hermano siempre tuvimos muy buena relación, como nuestros padres trabajaban y no teníamos amigos en el barrio, nos entreteníamos entre nosotros.
Yo tenía 10 años y mi hermano 12, a veces terminábamos luchando y claro, el siempre me ganaba, pero luego de un tiempo, me di cuenta que él se apegaba mas a mí y que siembre trataba de dejarme de boca, para subirse arriba mío. De chica siempre fui muy despierta, sabía lo que él estaba haciendo y la verdad me gustaba, a veces yo misma lo buscaba y ayudaba para que quedáramos mejor acoplados.

Sentía su pene parado entre mis nalgas y me gustaba. También me metía la mano entre las piernas y me apretaba mi sexo, yo me reía a carcajadas, tratando de zafarme, pero la verdad lo hacía para que lo siguiera haciendo y mientras me movía, mas me apretaba. Luego yo le apretaba las bolas fingiendo que quería causarle dolor, el se quejaba y se dejaba tocar, con su fuerza fácilmente podía sacarme la mano, pero hacia como que trataba de zafarse, pero en realidad le gustaba. Un juego infantil se convirtió en un descubrimiento de nuestros cuerpos.

Me excitaban esos juegos que cada vez se hacían más frecuentes, hasta que un día que deseaba ser tocada, me coloque una falda corta, sabiendo que lucharíamos y que si me metía mano me tocaría los calzones. No pasó mucho rato cuando en la cama de mi mamá nuevamente luchando, mi hermano haciéndome cosquillas, frotándose conmigo, me mete la mano bajo la falda y me comienza a tocar. Fue exquisito sentir su mano más cerca y me deje tocar, fingiendo mi risa, pero ya caliente, sin reírme, le confesé que me gustaba su mano ahí. Las risas se fueron desvaneciendo, pero no las caricias. El en silencio seguía tocándome y yo de boca con las piernas abiertas dejándolo. Le pregunte si le gustaba tocarme ahí. Me dijo que si y me confesó que a él también le gustaba cuando yo lo tocaba abajo. Le pregunté si quería que lo tocara y me dijo que si.

Cuando lo toque, por sobre el pantalón ( la tenia parada ) , le dije que yo lo sentía cuando se le paraba y me la pasaba por detrás, me preguntó si me molestaba y le dije que no, que me gustaba. Lo hicimos con ropa, pero ahora no como juego, sabiendo que estábamos haciendo algo malo, pero muy rico. Ahí mi hermano acabo por primera vez, claro que dentro de sus pantalones.
Los tocamientos mutuos continuaron, pero siempre con ropa. Empecé a usa faldas más seguido por que era más rico, hasta que mi hermano me pidió que me sacara los calzones. A pesar que me daba vergüenza, lo hice y cuando me toco, me excitó mucho más. Pero como era justo, yo también le pedí que me lo mostrara, viendo el primer pene se mi vida.

Ambos disfrutábamos mucho mas tocándonos desnudos de la cintura para abajo. La primera vez que lo hice acabar con mi mano, me asustó un poco, pensando que se había orinado, pero luego entendí que era. Me gustaba tocárselo hasta hacerlo acabar, el también me tocaba hasta hacerme acabar, claro que a mí me costaba mucho mas. Luego comenzó a pedirme que lo hiciéramos, pero a pesar de que me calentaba mucho, no quería perder mi virginidad, aparte que cuando me tocaba por fuera me gustaba, pero cuando me metía los dedos muy adentro me dolía.

Pero tanta agua al cántaro, se rebalsa y un día que estábamos muy calientes, lo dejé. En la cama de mi madre quedó mi virginidad, me dolió mucho, no disfruté nada, pero cuando lo repetimos a sí que disfrute.

En un motel con mi hermana

Soy hombre de 23 años de edad

Mi hermana siempre me decía que yo era un caliente, que no tenía filtro que me culiaba a todo lo que se me cruzaba en mi camino, y la verdad tenía razón. Yo le decía que si, que me encantaba culiar y que era muy bueno en la cama, que cuando quisiera le daba una muestra, agarrándole las tetas o el culo. Una noche, me la topé en una disco, andaba con su novio y unas amigas. Cerca de las 3 de la mañana, me ubica en la disco, muy alterada y me dice si la puedo ir a dejar a la casa, que había terminado con su novio. Al parecer este le había puesto los cuernos, el se lo había negado, pero que la tipa en cuestión estaba en la disco y que habían tenido un roce en el baño y que ella el había dicho que era verdad. La saqué de la disco, estaba furiosa, hablando peste de su novio, diciendo que lo único que quería era vengarse. Le dije que si quería, yo me ofrecía para vengarse y mirándome sería, me dijo que si me atrevía , ella lo hacía. Ni lo dudé, me fui a toda velocidad a un motel cercano y tuve sexo con mi hermana.
Mi hermana tiene 17 años y es realmente exquisita, tiene un rostro hermoso, ojos verdes, piel blanca, pechos grandes, acinturada, muy caderona y un culo de otro mundo. Esa noche descubrió que era verdad lo que le decía, me dijo que su novio no la cogía por más de 20 minutos, mientras yo me la cogí por más de una hora. Le hice de todo, estaba con mis tragos encima y más duro de acabar me pongo. Se la metí en todas las poses habidas y por haber, sentada arriba mío gimió como una perra acabando por primera vez, luego en cuatro patas la hice gritar de placer hasta hacerla acabar nuevamente, se la chupé hasta que la hice acabar nuevamente con mi boca dejándola muerta. Después se reconcilió con su novio, pero igual me siguió buscando para que folláramos. Me decía que estaba enamorada de él, pero que conmigo era un placer como nadie antes se lo había dado y que no quería dejar de hacerlo nunca.

El fetiche que muchos tenemos con la ropa interior

Soy de años de edad

Hola, pues mi secreto es el fetiche que muchos tenemos con la ropa interior femenina,a mi me encanta robarle las pantaletas marca aire a mi comadre ANALILIA ROBLES, de 37 años tengo 5 deliciosos y ricos calzones de color negro, blanco,beis,morado y rosa,me los pongo y me masturbo riquisimo, me encanta mirar mi pito bien enfundado debajo de las pantaletas parece una carca de circo,los calzones son muy sexis,comodos,suaves y bonitos,me encanta masturbarme y basiarme en las pantaletas de mi comadre,mis mocos estan batidos en cada una de ellas,estas pantaletas selas robe de su casa,en San Ildefonso, Tepeji del Rio de Ocampo, Hidalgo.mi pene gosa demasiado que lo frote en los calzones de mi comadre,asta botar dodos mis mocos calientes y espesos sobre las pantaletas, si alguien las conose comentente por favor, gracias.

Busco nena sumisa

Soy hombre de 23 años años de edad

Hola me llame alberto, tengo 23 años, busco a mujer sumisa, puta y cachonda del df, de 15 años en adelante, whatsapp 5547811408 ... manden msj, para ver mi foto.

Amor de madre

Soy HOMBRE de 49 años de edad

Mi historia difiere a muchas de las contadas acá, la protagonista no es un monumento de mujer ni fogosa en la cama, es mi madre y tiene 68 años.

Con un segundo matrimonio destruido, volví a vivir con ella, ya sin ánimos para rehacer mi vida. Estoy llegando a los 50 años, tengo hijos grandes y la verdad no necesitaba una mujer a mi lado para ser feliz.
Cada cierto tiempo pagaba por servicios sexuales y me desahogaba. Lo mismo que les cuento, lo converse con mi madre que me decía que rehiciera mi vida, que no me podía quedar solo y cuando escuchó mis argumentos, me entendió, solo me aconsejó que me cuidara , que no fuese a pegarme alguna enfermedad etc. Conversando del tema , le dije que al igual que ella, no necesitaba a alguien a mi lado para ser feliz y cuando le pregunté cómo había ella suplido esa falta carnal, me dijo que no era tema para ella, claro si que habían días que su cuerpo se lo pedía , pero que se daba satisfacción ella sola.
Me dio pena mi madre, tantos años sin hombre y le plantee la idea de satisfacernos juntos. En un principio pensaba que era broma, luego me dijo que no rotundamente , pero al cabo de unas semanas, la idea que había quedando vuelta en su cabeza salió a flote y me dijo que no era bueno que yo anduviera arriesgándome por ahí con prostitutas , teniendo una mujer en casa que también tenía sus necesidades.
De ahí comenzamos a tener relaciones sexuales cada cierto tiempo, nada fogoso, nos acostábamos tapados, nos tocábamos un poco y yo la penetraba por detrás descargándome dentro de ella, sin condón, mientras ella gozaba en silencio. No había poses raras o mamadas, no le gustaba el sexo oral. Pasaron los años y a veces yo sentía que ella no tenía ganas , pero igual nunca me dijo que no, para satisfacer a su hijo
Amo mucho a mi viejita.

Vacaciones con mi hijo

Soy MUJER de 41 años de edad

Soy separada, tengo 41 años y vivo sola con mi hijo de 18 años, con el que mantengo relaciones. Tengo buena situación económica. Por cumplir unas metas en el trabajo, me gane un pasaje a Cancún y pagando el pasaje de mi hijo, emprendimos viajes a unas paradisiacas vacaciones. Fue la segunda noche donde todo pasó, hubo unos eventos muy entretenidos, mucho alcohol, un ambiente candente, hasta que volvimos a nuestra habitación, algo borrachos y muertos de la risa.
La noche estaba muy calurosa, nos acostamos de inmediato, con la luz apagada, el solo en ropa interior y yo con delgado camisón corto. Nos abrazamos aun riéndonos y de un momento a otro nos estábamos besando. Fue una locura, no lo pensamos, solo sucedió. Mi hijo besándome , tocándome por todos lados y yo dejándome, incluso ayudando a que pasara, sacándome el camisón. De ahí todo se convirtió en una locura, lo hicimos como una pareja de adolecentes lujuriosos por mucho rato, haciéndonos de todo. Esas vacaciones familiares se transformaron en una fogosa luna de miel. Salíamos a dar unas vueltas, pero al rato estábamos nuevamente en nuestro cuarto haciéndolo como animales. Ninguno de los dos tiene ningún remordimiento.

En el metro con mi hermano

Soy mujer de 13 años de edad

Todas las mañanas con mi hermano tomábamos el metro para ir al colegio. A esa hora iba repleto y para que no me fuesen a tocar, mi hermano se colocaba detrás de mí. Pero el que comenzó a tocarme fue mi propio hermano. Se apegaba bien a mí , yo pensaba que era por el tumulto de gente , pero con el tiempo me di cuenta que se frotaba conmigo , le sentí su pene parado y en vez de molestarme , me gustó. Así viajábamos todos los días , yo lo sentía como me apretaba y un día que andaba caliente ya con los toqueteos comencé a moverme yo también. Él lo notó y mientras más me apretaba, yo más me movía. Ambos nos dimos cuenta que el otro sabía, eran más que notorios nuestros movimientos, lamentablemente llegamos a nuestra estación. Cuando no bajamos, no dijimos nada, ambos callados, caminamos hasta el colegio. Al otro día lo mismo y el subsiguiente, hasta que nos bajamos y él me pregunta directamente si me había gustado y yo le digo que sí. Me confesó que el soñaba con hacer el amor conmigo y si quería que lo hiciéramos. No lo pensé mucho y le dije que si. Ya estábamos listos , solo nos faltaba el lugar. Lamentablemente nunca quedábamos solos en casa y éramos muy chicos como pagar un motel, yo tenía 13 y el 14 años. Pero el me dijo que esa noche, ya cuando nuestros padres estuviesen acostado iría a mi cuarto para que lo hiciéramos. Cerca de las 1 de la mañana, sabiendo bien que nuestros padres dormían mi hermano llegó a mi cuarto. Yo lo esperaba ansiosa, había colocado uan toalla por si acaso sangraba como había escuchado, para no manchar la cama. Se metió a mi cama y de inmediato comenzamos a frotarnos. Me bajó los calzones rápidamente y trató de metérmela. Por más que yo cooperaba, no entraba, hasta que me colocó boca abajo, se montó sobre mí y ahí si entró. Me dolió mucho, pero me aguanté, casi ni sangré. Al fin lo habíamos hecho. No disfruté para nada, fue muy doloroso. A la otra anoche repetimos, esta vez sí disfruté algo, pero no como para acabar, nerviosa que nos fueran a descubrir, hasta que llegó el sábado, mis papas quería ir a comprar una cómoda , no los quisimos acompañar para quedarnos solos. Sabiendo que se demorarían como dos horas, a los 15 minutos después que se fueron, nos desnudamos en su cuarto y ahí si que lo hicimos rico. Mi hermano me chupó los pechos, fue mas cuidadoso y terminamos haciéndolo yo con las piernas abiertas y el montado sobre mí. También fue la primera vez que nos besamos y ahí si que disfruté.

Ayuda, no se que hacer!

soy Mujer

Tengo 28 años y estoy muy pero lo que se dice muy buena: tetas hermosas, culo de reina, cara de angel, culta, educada, pero tengo un problema muy jodido y es que no es que coma tanto pero cago como camionero. Es horrible!! me meto al baño y no se donde carajos sale tantisima mierda. Siempre la mitad del mojon queda por fuera del agua y a veces es tan grande que no se va cuando jalo la cadena y me ha tocado romper el mojon con un palo y rogar para que se vaya y no se rebote el inodoro. En varias ocasiones he tapado el baño de mi casa y me ha tocado ir a hacer caca a centros comerciales o baños publicos que no me importa que se tapen y que en efecto se han quedado tapados . Ademas el hedor, dios! el hedor es brutal! parece que tuviera un animal muerto en las tripas. Una vez me toco hacer caca en el apartamento de mi novio, y quedo apestando hasta el hall de entrada! No se que hacer, he probado de todo pero sigo cagando por toneladas

Curioso ........ mal debut

Soy hombre de 38 años de edad

Hace unos años, me dio la curiosidad de estar con un hombre. Contacte con un tipo de una ciudad muy cercana, ( 20 minutos ) , que andaba en lo mismo que yo, con ganas de probar. Luego de unos pocos chats , quedamos de acuerdo en juntarnos en el estacionamiento de una concurrida disco , para ir a un motel. Tenía yo 30 años más o menos, el bordeando los 40 años. Yo mido 1.80 mt. , soy delgado, me considero alto, pero al encontrarme con él, que dé chico. El tipo era muy alto, casado, supongo que atractivo, yo lo único que quería era verga, el resto me daba lo mismo. Nos subimos a mi auto y nos fuimos derecho al motel más cercano. Nos tomamos unos tragos, unos cigarros y pasamos a la acción. Sin besos, solo caricias, nos sacamos la ropa y para sorpresa mía, el tipo se gastaba una anaconda enorme. Me la chupó el primero a mí , luego yo a el. Apenas me entraba en la boca , me llegaron a doler las mandíbulas tragándome esa cosa. Si la mía mide unos 17 cm … la de este tipo debe haber estado en uno 25 y muy gruesa, gigante. Me imaginaba como deben haber gozado las mujeres con semejante pedazo. Llegamos al momento, me lo cogí sin problemas, culo algo peludo para mi gusto, pero cuando quiso metérmela, por más que lo intente, imposible. A las finales se la chupé hasta hacerlo acabar con mi boca, pero continué virgen del ano. ;e dijo que volviéramos a repetir , pero preferí que no .. para que…

Con una enana de 43 años de edad

Hace unos años, había llevado a mi sobrina a feria con juegos mecánicos cuando en eso se acerca una niña, a ofrecernos unos globos. Cuando le estoy preguntando a mi sobrina si quería uno, me di cuenta que la niña, no era tal, sino que una mujer enana. Siempre había sido mi sueño, mi morbosa fantasía cogerme una y me hice el lindo con ella, coqueteándole. Algo de caso me hizo, por lo que luego de estar un rato con mi sobrina, la fui a dejar a la casa de mi hermana y volví. La busqué y no la encontré, cuando estaba por irme, la veo a lo lejos. Me acerque y la abordé. Ella estaba muy reacia, hasta que le dije si quería ganar más dinero. Yo creo que de inmediato supo lo que yo quería y me dijo que no. Me alejé y me quedé mirándola a lo lejos, ella también me miraba, hasta que luego de un buen rato, se acercó a mi lado y me preguntó que cuanto le pagaba. Le ofrecí una cifra alta , se quedó pensándolo, le agregó un poco mas y ya cerrando el trato, no fuimos a un motel.
Se llamaba Lorena, 42 años, pelo negro, algunas canas , pechos pequeños, piernas gruesas y muy culona. Me encantó ver sus manos gorditas agarrándome la verga con ambas manos, Luego me la chupé entera y montándose sobre mi, se fue enterrando sola. La enanita resultó ser muy caliente, valió cada peso que pague por ella y como lo disfruté Hicimos de todo, era liviana, por lo que la llegaba a levantar con LAs estocadas que el daba. Estuvimos las cuatro horas cogiendo en el motel.

Mi novia hot

Soy Hombre de 24 años de edad

A mi novia le encanta andar enseñando todo, le gusta usar pantalones que al momento de agacharse se le vea la tanga y usar licras muy trasparentes y se le note la tanguita y usar unos tremendos escotes que dejan poco a la imaginación
La verdad ami me encanta que sea asi , en una ocasión veníamos de una fiesta yo venia algo tomado y nos detuvo la policía y me querian llevar mi novia le dijo al policía que se arreglaran de otra forma y le pregunto que como y mi novia le enseño sus chichotas tan ricas que tiene entonces el policía se le dejo ir como loco y se las chupo y yo disfrutando entonces el se la quería cojer pero ni ella ni yo quzimos porque era mucho y ella se sigue vistiendo muy provocativa y ami me encanta.
#mi_novia_hot

Vengandonos con mi hermana

Soy HOMBRE de 42 años de edad

Mi hermana descubrió que su marido le fue infiel y que la protagonista de la infidelidad, fue nada menos que mi esposa. Obviamente quedó un desastre de proporciones en nuestra familia, yo buscando a mi cuñado para arreglar cuentas, mi hermana destrozada etc. Claro que no le contamos a nuestros padres para no preocuparlos. Conversamos mucho con mi hermana y en una de esas salidas, terminamos vengándonos en un motel, pagándoles con la misma moneda. Obviamente ninguno de los dos se entero, fue una terapia increíble. Fue tan morboso y exquisito que la herida sano rápidamente. Hasta el día de hoy nos vengamos cada vez que podemos.

Secreto 100% real aunque no lo parezca - parte 2

Soy Hombre de años de edad

Bueno en vista del éxito que tuvo el secreto que publique (se llama secreto 100% real aunque no lo parezca) voy a publicar la segunda parte del mismo.

Hago un breve resumen del anterior secreto: Cuando tenía 19 estaba yo en una muy mala situación económica, pasando hambre y necesidades, cuando doña Marta, una señora cuarentona madre de una chica llamada Sandra que tenia síndrome de down, me propuso algo que no pude rechazar: pasó prácticamente a mantenerme pero a cambio yo debía satisfacer las necesidades sexuales de su hija. Yo acepté y pasé tres fabulosos años al lado de ellas dos, complaciendo a Sandra y, y aquí viene la segunda parte de mi secreto, un tiempo después a la propia doña Marta.

Después de mudarme a la casa de doña Marta para pasar a ser el amante “oficial” de Sandra, empezó para mí una época de bonanza. Después de pasar muchísimas necesidades, aguantar hambre y casi desmayarme por física falta de alimentos, se me apareció la Virgen en la forma de doña Marta. No solo tenía vivienda, comida gratis y una pequeña mesada, sino que además tenía a mi disposición a Sandra a quien incluso tuve el privilegio de desvirgar y llenar de semen por primera vez en su vida. Todo con la anuencia de doña Marta, quien quería que los impulsos sexuales de su hija tuvieran un adecuado desfogue. Aunque doña Marta me asignó una habitación en su casa, yo solo dormía ahí cada dos o tres días a la semana, pues los restantes estaba ocupándome de Sandra, con quien me quedaba a dormir después de tener sexo. Así transcurrieron más o menos tres meses en los que recuperé todo el peso que había perdido y para pagar además en algo mi estancia en la casa, procuraba hacer labores domesticas, cocinar y similares. Doña Marta estaba muy contenta con mi presencia en la casa y me trataba mejor que nadie. Por las noches cuando me iba a la cama con Sandra, ella me decía que no cerrara la puerta (no le gustaba cerrar ninguna puerta por temor a que Sandra se quedara encerrada) y siempre lo hacíamos con la puerta abierta. Después de todo solo vivíamos los tres ahí.

Al principio todo transcurrió sin contratiempos, pero todo empezó a cambiar un día en el que estaba montando a Sandra con la puerta abierta y sin cubrirnos con nada. La cama de Sandra daba prácticamente de frente a la entrada de la habitación, así que al pasar al frente se veía absolutamente todo. Esa ocasión yo estaba dándole a Sandra con especial ahínco pues había tenido que viajar fuera de la ciudad por cuatro días y llevaba todo ese tiempo sin sexo, y por mi ansiedad no me percaté que disimuladamente doña Marta nos estaba mirando desde afuera de la habitación. Acabé con una tremenda eyaculada y un grito de placer y en ese momento no se por qué volteé la cabeza y la vi: doña Marta vestida con una levantadora en la puerta viendo todo con una mano sobre sus partes. Al percatarse que la vi, se cohibió de inmediato y se fue algo avergonzada. Yo también me sentí algo avergonzado y pensé en ir a hablar con ella cuando Sandra se durmiera. Y así lo hice: golpeé en la puerta entreabierta de su habitación y pasé. Le dije que me sentía avergonzado por lo que había visto y que la verdad no me había percatado que ella estaba viendo. Doña Marta me dijo que no tenía de qué estar apenado y que había sido una indiscreción de ella quedársenos mirando, pero que la verdad la había excitado mucho lo que había visto. Hablamos un rato y me dijo que ella a pesar de su rol de madre, aun era mujer y tenia deseos y que hacía ya un par de meses había roto con su novio (un viejo cincuentón horrible, elegante como un moco en la pared) y que llevaba ese tiempo de abstinencia. Le pregunté que qué había pasado y la respuesta me sorprendió: que el viejo pese a que tenia tremenda verga enorme, no aguantaba más de dos o tres minutos en acabar y la dejaba a ella con todas las ganas y que la frustración le ganó y lo mando al chorizo. Me dijo que en parte envidiaba a Sandra porque me tenía para ella y que esa no había sido la primera vez que nos miraba (ehhh?? WTF??) y que se había dado cuenta que yo me preocupaba porque Sandra sintiera mucho placer, cosa que con el viejo aquel a ella no le pasaba. Yo la verdad solo escuchaba pero yo ya me estaba dando cuenta para donde iban las cosas. Siguió hablándome: que se sentía sola y que tenerme en la casa había sido muy bueno para ellas, bla bla bla, casi una hora después de oír muchas cosas y después de vacilar un poco me lo dijo: que poco a poco me había cogido mucho cariño y que la verdad era que yo le estaba gustando… mejor dicho que le gustaba mucho. Ese fue el punto de no retorno. Me senté al lado de ella en la cama y la abracé y lo demás corrió por cuenta de ella: buscó mi boca y empezó a besarme, al principio con suavidad, después más fuerte y después casi con ganas de arrancarme los labios. Yo solo me dejé llevar por ella, y cuando menos me di cuenta, estaba debajo de ella, mientras ella con mucha ansia me quitaba las dos prendas que tenía puestas (unos bóxers y una camiseta). Cuando lo hizo paró un momento y se quedó mirándome y me dijo (palabras textuales) “ay papacito, usted está muy rico! Y se arrojó de nuevo a besarme y yo, ya entrado en confianza, pues empecé a abrirle la levantadora. Resulta que no llevaba nada debajo (solo los panties) así que sus tetas quedaron prácticamente en mi cara. Eran bien grandes, casi iguales a las de Sandra y obviamente empecé a chupárselas con desespero. Pese a que me había descargado en Sandra hacia relativamente poco, mi pene reaccionó con furia para alegría de doña Marta. Antes que pudiera decirle nada ya se lo había metido en la boca y lo chupaba con ansias locas. En ese momento me turbé un poco puesto que como había estado con Sandra, aun estaba untado de la mezcla de su flujo y mi semen, pero pues ya no podía hacer nada. Solo me dejé llevar. La verdad es que doña Marta era una mamadora experta y nunca antes me habían dado una chupada así, así que a los pocos minutos empecé a sentir que la eyaculada era inevitable. Sin embargo doña Marta se dio cuenta de eso y se detuvo a tiempo. Dejó que me calmara un poco y me miro pícaramente mientras me decía “papacito, la lechita aquí abajo” y ella misma se quitó los panties. Que espectáculo: una vagina deliciosa, bien peluda (justo como me encantan) y mojada a más no poder. Simplemente fue más de lo que pude aguantar: me fui derecho a meter la lengua en medio de todos esos pelos. Su sabor era algo fuerte, pero muy excitante, así que empecé a lamerla con tremendas ansias. Me concentré en su clítoris, que estaba ya bien hinchado. Doña Marta empezó a gemir bastante, mientras me apretaba la cabeza contra su intimidad. Yo casi no podía respirar, pero no me detuve y seguí, seguí, seguí, hasta que pasó: doña Marta tuvo tremendos orgasmos seguidos y empezó a botar lubricante por montones. Obviamente yo me lo tragué todo, hasta la última gota. Cuando acabé, me haló hacia adelante, tomó mi pene y ella misma lo dirigió a la vagina. Yo se lo hundí todo de un solo golpe. Ella solo gritó un poco y me abrazó con fuerza. Empecé a bombearla y me di cuenta que ella tenía lo que en Colombia llamamos chupadera (no sé cómo lo llamen en otros países, pero es una condición especial que solo pocas mujeres tienen y que consiste en que la vagina como que aspira el pene estando adentro. Es como una mamada dentro de la vagina y estimula demasiado). Fue espectacular. Yo solo había oído de esa condición, pero no la había experimentado y es simplemente lo máximo. Le di con fuerza, pero la verdad es que no pude aguantar mucho. Creo que no habían pasado más de cuatro o cinco minutos y ya no resistí más: me dejé venir con todo adentro de doña Marta. Pese a que estaba descargado, me vacié integro y el semen inundo por completo a doña Marta. Sentía con fuerza las palpitaciones de su vagina, como exprimiéndome hasta la última gota. Me quedé tendido encima de ella, agotado, pero aun adentro. Cuando le saqué el pene, una enorme gota de semen se asomo por la vagina y empezó a bajar hacia las nalgas. Me quedé viendo el espectáculo y rendido me acosté a su lado. Doña Marta se echó encima mío y me besó los labios, al tiempo que me decía que hacía mucho, pero mucho que no tenía un sexo tan rico como el que le acababa de dar. Luego de eso, hablamos un poco de todo, de cómo serian ahora las cosas y eso. Me dijo que yo debía seguir con Sandra, pero que ella también quería seguir disfrutándome, así que tendría que repartir el tiempo entre ambas. Yo maquiavélicamente calculé que para mí era más provechoso tener contenta a doña Marta antes que a Sandra, asi que mientras esto durara, mejor le daba prioridad a ella que al fin y al cabo era la que me estaba manteniendo. Después de eso, ella me pidió que me quedara a dormir con ella al menos por un rato antes de volver con Sandra y así lo hice. El cansancio me venció y al poco rato me quedé dormido abrazándola.

Me desperté un par de horas después y fue porque dormido había tenido una erección, que doña Marta sintió y no dejó pasar, así que en ese momento estaba dándome una mamada que fue la que me despertó. Como dije antes, era una mamadora experta y me excitó mucho como lo hacía. No dejaba zona sin chupar. Ojalá más mujeres lo hicieran así. Creo que pasaron unos diez minutos cuando sentí que iba a acabar, y ella también se dio cuenta, asi que aceleró el ritmo. El resultado obviamente fue que me vine en su boca. Ella se quedó quieta, dejando que el semen fluyera libremente. Cuando acabé vi como saboreaba el semen antes de tragarlo. Y una vez que se lo bebió, volvió al pene para terminar de exprimir las gotitas que quedaban aun dentro. Luego se acercó a besarme y me dijo que mi leche estaba muy rica y que se moria por beberla de nuevo. Desde ese momento me di cuenta que doña Marta, pese a su aspecto de seriedad, era una mujer ardiente, fogosa como pocas y tremendamente sexual. Por unos breves momentos pensé que me estaba metiendo en algo que me sobrepasaba, pero nuevamente recordé que ella me estaba manteniendo así que me mentalicé que yo estaba a su disposición y que si ella quería usarme a su acomodo, estaba en su derecho de hacerlo. Y después de eso le dije que siempre que ella quisiera, yo estaría ahí para complacerla. Oír eso le alegró mucho y me dijo que descansara un rato para volver a coger fuerzas para otra cogida..oh God! Pese a que tenía sólo 19 y tremenda potencia, con semejante mujerón mis fuerzas estaban teniendo tremenda prueba. Como sea, más o menos a los 20 minutos ya estaba yo listo para otra dosis, que en esa ocasión fue vaginal y, cómo no, con acabada adentro, aunque claro fue menos cantidad. Doña Marta de nuevo tuvo al menos tres orgasmos fuertes y no sé cuantos más suaves, pero se notaba lo mucho que estaba gozando. Esa ya era mi cuarta acabada en menos de cuatro horas y ya el cansancio me estaba pasando la cuenta de cobro. Doña Marta se dio cuenta y con una sonrisa y una palmada en mi nalga, me dijo que me fuera a dormir con Sandra, pero que me esperaba mañana para continuar. Yo me fui al cuarto de Sandra y caí rendido. Más o menos a las 5 am, doña Marta estaba a mi lado, me despertó y me dijo que antes que Sandra se despertara, fuéramos un rato a su habitación..de nuevo. Afortunadamente las fuerzas no me abandonaron y pude responderle bien a doña Marta (sin duda su vagina especial incidió mucho en eso), pero ya en ese momento tenía los huevos secos y el semen que pude ofrecerle fue poco.

A partir de ese momento estuve siempre a disposición de doña Marta y en menor medida de Sandra. Prácticamente tenía sexo con doña Marta casi a diario y con Sandra un par de veces a la semana. Si bien al principio pude soportarlo bien, el desgaste se hizo notar pronto pues doña Marta era en verdad demasiado exigente y no quedaba tranquila si no me sacaba como mínimo dos y a veces hasta tres corridas por sesión. Afortunadamente ella se percató de ello y empezó a incluir en mi alimentación muchos frutos de mar y jugo de una fruta afrodisiaca llamada borojó muy común en Colombia. Sugestión o no, pero estos alimentos me ayudaron bastante a responder adecuadamente a las exigencias de doña Marta.

Tiempo después doña Marta incluso incluyó a una tercera mujer en nuestra relación, puesto que ella también tenía sus inclinaciones bi. Eso es otro secreto y dependiendo de los comentarios de este que acabo de contar, me animaré a escribir más al respecto, pero anticipo desde ya que las cosas fueron subiendo de tono.

Respuestas

Soy Hombre de 35 años de edad

Hola

Gracias a esta excelente pagina la cual nos permite confesar nuestros mas íntimos secretos .

Bueno hace ya algún tiempo escribí un secreto él cual tenia él titulo de ( me case con un monumento de mujer SE LA COGERIAN?) en él cual relata que mi adorada mujer la cual trabaja en un prestigiado spa para damas había asistido a una despedida de soltera de una de sus compañeras de trabajo con stripers y todo eso .
También comentaba que ella es demasiado caliente que siempre tiene ganas de cojer pero que esa madrugada cuando llego y algo tomada se había negado a coger conmigo cosa que jamas se negaba . mi incógnita es aun él saber si en realidad se la habrían cogido yo jamas he asistido a una despedida de solteros (@s) mucho menos a la de mujeres es por eso que ahora les hago este cuestionario havierto principalmente a las mujeres las cuales han asistido a algún evento de estos .

Me podrían desir sin tapujos ni tabues con vocabulario explicito para entender que es lo que sucede en una despedida de soltera aquí en México como son quien participa que hacen etc

Bueno ahora me despido espero y de verdad me puedan ayudar para salir de esto que me tiene loco

Gracias a toda y todas las que puedan dar su apreciable opinión.

La mujer de mi tio, una gorda XXL

Soy hombre de 24 años de edad

Tengo un tío directo, hermano de mi padre que se separó y se junto con una Gorda tremenda. A mí me encantaba su nueva mujer, muy simpática, morena, no muy agraciada de rostro, los cachetes de su cara muy gorditos , un culo de otro mundo, enorme gelatinoso, piernas muy gruesas , bien rolluda y unas tetas descomunales. Mi madre comentaba que como era posible que allá dejado a mí tía por ella, pero mi sabio padre argumentó que sobre gustos no hay nada escrito. Para mí, 23 años , era una fantasía. Ellos vivían en una ciudad cercana a la mía, y cada 6 o 7 meses, a mi me tocaba ir a trabajar allá y me quedaba uno o dos días en la casa de mi tío, donde me atendían muy bien. Pasaron unos años, me toco viajar y ya con la confianza con ellos, ni siquiera avise que llegaba. Cuando llego su casa, Maritza , que así se llamaba la gordita , me saluda muy amablemente , me hace pasar y recién ahí me entero que hace mas de tres meses que mi tío se había separado de ella. Le pedí disculpas , diciendo que no sabía , que perdonara mi patudez , pero muy amable , me dijo que podía quedarme , que yo era de confianza y que le servía de compañía. Conversamos de su separación, preparó una cena exquisita y después nos tomamos un bajativo. Ya cuando me dijo que me podía quedar, se me pasó por la mente acostarme con ella . Al parecer había pillado a mi tio en un renuncio. Por ahí me fui colgando y como broma le pregunté si se había vengado. Se rió y me dijo que ganas no le faltaban, pero que no se le había presentado la oportunidad. Cuando le dije que contara conmigo si quería vengarse, se rió, diciéndome que sería un sueño, pero que me iba a fijar yo en una vieja como ella y tan gorda como ella. Por ahí nos fuimos y le confesé que a mí me encantaban las maduras gorditas, una serie de indirecta de ambas partes, cuando me dice que ella no tenía nada que hacer al otro día , pero que yo tenía que levantarme temprano, que nos fueramos a acostar. Siguiendo las indirectas , le pregunté que donde dormiría ( sabiendo perfectamente que la casa tenía solo dos piezas y cual ocupaba yo ) , y me dijo que donde yo quisiera , mirándome con cara de hambre, si quería dormir solo o acompañado. Le dije que acompañado, lo pensó y me dijo que a ella también el gustaría dormir acompañada.
Nos metimos a su cuarto y comenzamos a besarnos, agarrando con ambas manos ese gigantesco culo que tanto había fantaseado. Yo estaba como un pulpo, me dijo que me calmara, que teníamos toda la noche y mañana también si yo quería. Que era de una, pero una buena y larga. Con la luz encendida, la tenía completamente desnuda en su cama, admirando un enorme cuerpo , sus rollos desparramados en la cama , una enorme mujer toda para mí. Le bese y le toque el culo con mucha dedicación, ella gemia y gemia sin parar, me lo retribuyó con una buena mamada de su parte , hasta que se monto sobre mi. Sentí su gran peso sobre mi cuerpo, colocándome sus enormes tetas a mi disposición. Las chupe por largo rato, mientras ella se enterraba en mi verga . La coloque en 4 patas y aferrado a sus anchas caderas, le di con todo lo que pude. Realmente me faltaba verga para satisfacerla. Sus gelatinosas nalgas se movían a cada empeñon que le daba , era divino ver esas carnes moviéndose , estaba cumpliendo mi fantasía. Me cuide mucho de no acabar, a aunque ganas no me faltaban. Por más que le daba sin parar a la gorda ,ella disfrutaba , pero no acababa. A ratos paraba y me dedicaba a jugas con sus tetas o a besarle el culo, así pasó más de una hora
Separándole sus enormes nalgas, chupándole el ano con alevosía, mientras mi “tia” me alentaba que lo hiciera, que le encantaba sentir mi lengua ahí, hasta que me pide que se la meta por el ano. Jamás una mujer me había pedido eso, siempre era yo y como el 90% de la veces me decían que no. Parado a los pies de la cama, con un culo de más de un metro de lado a lado, se lo metí por detrás. Le di, le di y le seguí dando, tratando de hacerla acabar, pero no hubo caso, me vine yo antes que ella. Me dejo descasar un rato y luego volvió al ataque. Dándome una mamada tremenda logro que se me parara nuevamente. Volvimos a la pelea, y ella nada. Fue recién cuando hacíamos un 69, con ella arriba, yo con toda la cabeza metida entre sus nalgas, la cara toda mojada, entre sus jugos y mi saliva , que la gorda comienza a moverse más fuerte avisando que acabaría. La cama casi se desarmaba, yo metiéndole lengua y mano por todos lados, hasta que lanzando grandes gritos, comienza acabar , lanzando pequeños chorros que cayeron en mi cara y en mi boca, al mismo tiempo que yo me descargaba en la suya. Recién ahí pude satisfacer a semejante hembra, que cayó rendida, apoyándome todo el peso, agitado, me costaba respirar. Toda traspirada , desparramada en la cama , me decía agitada lo rico que había estado, luego de estar más de hora y media tratando de hacerla acabar.

Desesperado por que se cojan a mi novia

Soy Hombre de 22 años de edad

Quiero que alguien le meta la verga a mi novia , pongan su correo para enviar fotos de ella

Un viejo me pago por follarme a su mujer

Soy HOMBRE de 26 años de edad

No suelo frecuentar los cabarets, no es mi estilo, pero luego de una reunión de trabajo, terminamos en uno de estos antros con unos compañeros de oficina.

Me bebí unos tragos, admiré el show, pegue unos agarrones por ahí, pero nada más. Deje a unos compañeros aun dentro del local y me retiré.

Estaba esperando que pasara un colectivo, cuando un viejo que había visto dentro del local que se me acerca y me dice si me interesaría ganar un dinero. Pensé que el viejo, de unos 60 años más o menos, viniendo del local, andaría caliente y que seguro quería que me lo culiara o peor culiarme a mi.

Dándose cuenta de mi molestia, me dice que no pensara mal, que el trabajo no era para él, que era para su mujer. Me entró la curiosidad y lo escuché. La propuesta era que lo acompañara a su casa y que me culiara a su mujer delante de él, por una cantidad para nada despreciable. Lo pensé , igual venia caliente de tanto ver tetas y necesitaba el dinero, por lo que acepté.

Me llevó en su auto, un auto del año, se notaba que ganaba bien , llamando a su mujer que íbamos en camino. Llegamos a su casa y su mujer nos esperaba en bata.

Una mujer de edad , que la verdad estaba bastante buena para su edad, un poco flaca , pero buenas tetas.

Me sirvieron un trago, la mujer se sentó a mi lado y ya luego pasamos a la acción. Me daba algo de corte el viejo mirando, pero cuando se sacó la bata y quedó desnuda , ya me lancé. Luego de unas buenas chupadas de verga y de tetas , nos fuimos a la habitación, donde me la cogí por un buen rato, mientras su marido sentado en un sillón , corriéndose una paja , miró como me culiaba a su mujer.

A veces se paraba y le tocaba las tetas , preguntándole si le gustaba, hasta que la hice acabar , acabe yo y el viejo masturbándose al lado.

Fueron muy agradables, me pagaron y el viejo me fue a dejar a mi casa. Me pidió el numero de teléfono , para que repitiéramos, obvio se lo di.

Después les cuento la segunda parte.

Mi secreto con la amiga de mi hermana

Soy hombre

Tuve sexo con una amiga de mi hermana. La chica es muy linda y l odisfruté mucho, pero no se si fue mi forma de tratarla o qué, pero no me la pueda sacar de encima.
Yo queria algo ocasional, una noche y a otra cosa, pero ella insiste en que quiere estar conmigo. Yo no puedo ni quiero, la verdad estoy muy bien con mi novia.

Mi sobrina me mama la verga

Soy hombre de 40 años de edad

Soy hombre de 40 años y tengo un secreto mi sobrina Paty tiene 19 años vive con nosotros por razones de colegio mi esposa es agente de ventas y tiene que salir de viajes muy continuo estaba yo dormido cuando siento que me están tocando mi verga y lentamente se la metio a la boca y me la mamaba se me fue poniendo muy dura hasta que con su lengua me la pasaba de arriba abajo y chupaba en la poca luz que entraba por la ventana a presiento su figura traia una pijama traspar ente deje y senti su respiración agitada se estaba masturbando yo no aguantaba más y me moví un poco como metiendosele más en la boca y ella apretaba con sus labios el mete y saca mío hasta que me corri en su boquita después de chupar me bien se fue a su cuarto a la mañana siguiente como tenía que yo ir a trabajar me levante igual ella y me dio desayuno y yo le prepare el café todo como si nada así continuamos por semanas les contaré lo que sigue

Me violaron en el bus

Soy mujer de 26 años de edad

Soy mujer ahora tengo 26 años cuando tenía 18 estudiaba en un colegio y regresaba en el bus a casa y como vivo distante ya solo quedábamos el chófer un viejo se veía bien presentado era muy bien parecido y se platicaban y de sexo en voz alta yo me hacia la desentendida pero me gustaba como hablaban de vergas de coger de culeo de mujeres desnudas de culo panocha la verdad estaba caliente yo y era virgen ellos me miraban y ya me hablaban directo a mi me decían cuantas vergas te as comido muchacha y se reían me pedian que les enseñara mis tetas les dije que no y el viejo se saco la verga y me la apuntaba hacia mi y decia mira esta verga te gusta la verdad no podía dejar de verla hasta quería tocarla yo había visto vergas en películas revistas y algún muchacho por ahí pero no una verga real de un hombre grande estaba tentada luego el chófer paro el bus y se saco la verga también y se acercó a mi le dije me bajo aquí me dijo no puedes salir y yo corri atrás y me tiro empujandome al asiento grande y el otro me tomo de las manos mientras el chófer me quitaba los calzones alzando me la faldita Yo. me di la buen ta y quede cerca de la cara del viejo más guapo que dije por que el chófer también era viejo pero estaba gordo y feo entonces este me abrió las pierna ye beso mi cuquita y me paso su cálida lengua por mi clitoris me dio como toque eléctrico me gustó como me amaba mi cosita virgen nadie la abia tocado así solo yo masturbándome el otro me tomo de la cabeza me volteo a el y me puso su verga en mi boca tenía una verga muy dura estaba de buen tamaño y me dijo mamame me tomo por los pelos y obedecí le mamé primera verga en mi boca me gustó y me moría de gustó con la mamada que me estaba dando el el otro y ya no puse resistencia me mamaba y yo mamaba el que me mamaba se acomodo su verga era grande venda lo mire muy bien dijo te voy a meter despacito ya que eres virgen el otro dijo yo quiero meterle mi verga primero no dijo el y me acomodo bien que mi cosita se moría por revivir esa verga linda adentro y me metio dando presión y se me abrió me dolió cuando entraba y un fuerte ardor le dije para que me duele y paro pero ya tenia todo adentro y dijo ya la tienes toda y sentia llenita mi panocha que dio más morbo y me calente más y el metía y sacaba estaba acelerando la bombeada hasta que sentí un gran escalofrío era que me corri el tambien sintió que me venía y me dio más duro acabando en mi panocha dejando toda la leche quemando me por dentro el chófer dijo ok mujer me volteo y dijo ahora te comeré este culito virgen y como estaba mojado de mis jugos y la leche que me rodaba este un dio la verga resbalando toda hasta el fondo de mi culo di un grito de dolor pedí que parara pero este nunca paro después me fue pasando el dolor y ya mi culo se había ajustado a su verga dándole paso para que entrará y saliera acabando me adentro sentí el chorro de su leche y ese gusto de sentir eso me dio un orgasmazo que temble del placer me sente y descanse un momento el hombre también quiso meterme por el culo y accedí me la comí también y me dio su leche dentro de mi culo igual que el chófer me pidieron perdón me dijeron que nunca me iban a hacer daño ni pensaron que era virgen les dije que estaba bien y que estaba muy contenta de que me lo hayan hecho así Me pidieron mi numero y se los di para otro encuentro

Follar por compromiso

Soy Hombre de 27 años de edad

Resulta que una vez, mi mami y yo salimos de compras, y paso un auto con una pareja, lo cual nos ofrecieron llevarnos, lo discutimos un poco mi madre y yo, despues de unos segundos, asentimos a irnos con la pareja, pasados unos minutos, la mujer saco una pistola y nos amenazo, que le dieramos todo el dinero, entonces el hombre dirigio el auto hacia un camino diferente de donde hibamos, condujo hasta un lugar lejos y lleno de arboles, paro y nos bajaron, nos esculcaron y solo hallaron algo de dinero, no mucho, la mujer se enojo y nos pidio que nos despojaramos de nuestra ropa, lo cual nosotros nos opusimos, pero la mujer nos amenazo con el arma y nos dijo que lo hicieramos o nos podia hacer daño, entonces con mucha pena lo hicimos, y nos quedamos en calzones los 2 mi mama y yo, la mujer nos dijo que si ocultabamos algo de valor debajo de la ropa interior, lo cual dijimos que no mi mami y yo, la mujer no nos creyo, y nos obligo a quitarnos la ropa interior, lo cual no quisimos, pero la mujer me amenazo y amenazo a mi madre de que me daria un tiro si no lo haciamos, entonces lo hicimos con mucha pena, y alli estabamos los 2 desnudos, la mujer al ver que no ocultabamos nada, se enojo mas, y dijo que nos hiba a dejar alli, en pelotas a los 2, agarraron nuestra ropa y la echaron al auto, se subieron y arrancaron en el auto, mi madre y yo nos quedamos atonitos, discutimos que debiamos hacer, cuando la pareja volvio, se bajaron y nos dijeron que nos hiban a dar nuestra ropa, pero si haciamos lo que nos dijeran, nos dijeron que desidieramos, mi madre y yo lo discutimos, y dijimos que si, pero que es lo que querian que hicieramos, la mujer hablo y dijo, que mi madre escogiera, entre tener sexo con ellos 2, o tener sexo con migo, despues de discutirlo por unos minutos, la mujer nos presiono amenazandonos con dejarnos alli, entonces con mucha pena mi madre desidio por tener relaciones con migo, y despues de hablarlo ella y yo, desidimos que era lo mejor para salir del problema, entonces la mujer nos ordeno que empezaramos, mi madre no sabia que hacer, asi es que la mujer le dijo que agarrara mi pene y lo maturbara hasta ponerse erecto, mi madre lo hizo con mucha pena, cuando mi miembro estaba parado, la mujer le ordeno a mi madre que lo chupara, y la mujer nos amenazaba continuamente si no lo haciamos, lo cual mi madre se agacho y se lo metio a su boca, la mujer le dijo que lo mamara bien, metiendolo y sacandolo de la boca, mi madre lo hizo, yo no podia soportar eso, y le desia a la mujer que no noshiciera hacer eso, pero solo nos recordaba con amenazas lo que nos podia hacer, a lo cual mi madre me dijo que no importaba eso, que lo hiba a hacer por nuestro bien, mi madre siguio chupando po un buen rato, como unos 15 minutos, entonces la mujer le pregunto que si ya estaba cansada de la boca de tanto mamarmela la verga, y mi madre dijo que si, un poco, entonces la mujer la dejo descansar, pero en cambio me puso a mi a mamarle los pechos a mi mama, lo tuve que hacer a peticion de mi madre para que nos dejaran ir sin problemas, lo hise como por unos 10 minutos y luego nos dijo que teniamos que pasar la prueba mas grande, la de chingar, si nos dijo que si realmente queriamos salir libres de alli, teniamos que cojer los 2, entonces despues de discutirlo yo y mi madre, llegamos al acuerdo de hacerlo por nuestro bien, sobre todo porque mi madre me desia que era lo mejor por nuestra seguridad despues de las amenazas de la pareja, entonces nos dispusimos a hacerlo pero mi pene habia decaido un poco, asi es que mi madre lo tomo con su mano, instruida por la mujer, y lo comenzo a puñetear hasta ponerse erecto, y la mujer dijo que lo mamara otra vez, mi madre lo hiso hasta dejar bien parado mi miembro, cuando estaba listo, nos dijo que lo hicieramos en la posicion de cañon, mi madre no sabia, asi es que yo le indique cual era esa posicion, se dio la vuelta se agacho, y yo me le acerque la tome por la cintura, guie mi pene a su vagina lo coloque bien y procedi a introdusirlo poco a poco, cuando senti que ya estaba hasta la mitad, le dije a mi mami que lo hiba a meter todo hasta el fondo, lo cual ella me dijo que si, pero con cuidado que no la lastimara, porque mi miembro es muy grande, de 9 pulgadas, entonces lo meti poco a poco, pero en la ultima fase ya para llegar al tronco, me desbalancee y empuje algo fuerte,mi miembro entro todo en la vagina de mi madre, y cuando llego al tope, mi madre dejo salir un fuerte gas(pedo) no se si por el miembro dentro de ella o por nerviosismo o miedo de la situacion, cuando ya estaba todo adentro, la mujer me hiso bombear a mi madre, comenze a darle pequeños arremangadas hasta poco a poco ir aumentando la velocidad, hasta llegar a darle duros y violentos bombazos, cuando la hube bombeado como por unos 10 minutos sin para, me comense a sentir un pococansado, entonces la tome fuerte por la cintura, y mire como se movian sus enormes y gordas nalgas, se las bamboleaba al vaiben de mi bombeo rapido y violento, enormes blancas, gordas y aguadas, cuando llebaba como 18 minutos de estarla cogiendo, olli el gemido de mi mami como se benia en chorros por su entrepierna mojandome todo mi vello pubico has chorrear hasta mis enormes testiculos, cuando la parea vio eso me dijo que terminara yo tambien dentro de la enorme concha caliente humeda, rosada y peluda de mi mami, entonces hice un esfuerzo de 2 minutos mas y solte mis enormes chorros de leche dentro de la panocha de mi mami. Hoy mi mami y yo recordamos eso y nos reimos a carcajadas por ese hecho, bromeamos y no tenemos ningun trauma de eso.

Deseo a un hombre maduro

Soy MUJER de 24 años de edad

Siempre me han llamado la atención los hombres mayores ami y justamente ayer en el transporte público iba junto a mi un señor que no paraba de verme con una mirada morbosa, tal ves por que llevaba una blusa que transparentaba mi pezon y una falda ajustada. yo solo estaba imaginandome sentarme en sus piernas y dejar que me tocara lo que quisiera. ahora como deseeo a un hombre maduro para dejar que me tome como mas le excite

Nos sacamos las ganas con mi mamá

Soy HOMBRE de 40 años de edad

Vivíamos en una zona rural, muy alejados de la ciudad, donde conocer una mujer era muy difícil. Fue en una ramada que hicieron para fiestas patrias, que asistí con mi familia. 17 años tenía en ese tiempo, el concho de la familia, mis hermanas ya estaban casadas. Esa noche bebí bastante y entre eso saque a bailar a la esposa de un huaso, la vieja me los tiró y yo fui agarrándola más de la cuenta, cuando su marido se acerco y no agarramos a pelear. Mi madre me tomó y me sacó de ahí y a la fuerza me llevó a la casa. Mi padre estaba tomando con sus amigos y ni se enteró, seguro llegaba curado con suerte al otro día.

En el camino, a través de unos campos, alumbrados solo por la luna, mi madre que también venía muy borracha, me retó diciéndome que como se me ocurría meterme con una mujer casada y tan mayor, que fácil podía ser su madre, mas con el marido ahí etc. Le dije que me comprendiera, que no tenía a nadie y que con el trago me ponía caliente. Ella me entendió y me dijo que ella también se ponía caliente y que con mi viejo no pasaba nada. Me reí, le dije que si no fuera mi madre me la cogía ahí mismo y ella me dijo que le pasaba lo mismo. Mi mamita tenía 45 años en ese tiempo, es bajita, gordita, tetona y con un culo muy grande, con su declaración me calenté con ella y empecé a pensar que quizás ella también quería culiar, aunque fuera conmigo. Le dije que obligado me llegaría a correr una paja, esperando que me dijera algo y compadeciéndose de mí, me dijo que lo único que podía hacer, si quería, ella me ayudaba y me corría una paja cuando llegáramos. Le dije que no me aguantaba, que nos metiéramos entre los árboles para que me la corriera ahora y caliente , me dijo que bueno. Apoyado contra un árbol en completa oscuridad me baje los pantalones y mi mamá a mi lado me la comenzó a jalar. Borracho y caliente, le toque una teta mientras lo hacía y como no me dijo nada, le pedí si se la podía chupar. Mi vieja seguramente caliente como yo, me dijo que sí, pero que solo eso. Ella misma se la sacó y mientras se la chupaba, y a ella le gustaba , le dije si me dejaba metérsela por aquí, tocándola entre sus piernas. Me dijo que no, pero no me dejó sacarle la mano. Se la toque tanto que se calentó y me dijo que solo un poquito. La dí vuelta, ella misma se subió el vestido. Cuando estiro la mano y la encuentro a culo pelado. Se la metí de una y me la culié apoyada contra el árbol. Estaba tan caliente que no duré casi nada acabando dentro de ella y ella también lo gozó mucho. Nos acomodamos la ropa y nos fuimos abrazados hasta la casa. Me dijo que hace rato no culiaba , que sería nuestro secreto y que cuando tuviese ganas, le dijera, total ya lo habíamos hecho
Fué mi amante en esas lejanas tierras , después me fui a trabajar a la ciudad y cada cierto tiempo mi madre viajaba a la ciudad , quedándose conmigo donde arrendaba , obviamente durmiendo juntos y culiando toda la semana que estaba conmigo.

Recuerdos con mi hermana

Soy Hombre de 46 años de edad

Leyendo estos secretos, recordé algo que incluso había desaparecido de mi mente. Con no más allá de 10 años, yo y mi hermana menor , de unos 8 años, jugando en unas bodegas de vino que tenía mi padre, no besamos.

Éramos muy ingenuos, niños de campo. A esa edad fue muy excitante sentir la boca de mi hermana, ni siquiera había lengua, pero nos abrazábamos muy fuertes , a mí se me paraba y se lo apegaba a su cuerpo ella también me apegaba esa parte de su cuerpo. Lo hacíamos bien seguido, a escondidas.

No recuerdo porque paramos de hacerlo, sabíamos que estaba mal. Ahora mi hermana tienen 44, está separada hacer rato y es un mujerona. Caderas anchas, piernas gruesas , tetas grandes, siempre me piropea y me dice que estoy muy bien.

Pienso que pasaría si le recuerdo ese momento de nuestras vidas a esta edad…

Mi hermano me ayuda chupandome las tetas

Soy mujer de 31 años de edad

Había tenido a mi bebé y no me bajaba mucha leche. La doctora me aconsejó que le dijera a mi marido que me las chupara, así haría bajar la leche, pero a él le daba asco. Una tarde estaba con la maldita bomba para sacar leche cuando llega mi hermano a ver a su sobrinita, me ayudó apretar la bomba, ( yo con la teta al aire ) y le hice el comentario. El me dijo que no le daba asco y que si quería él lo hacía. Primero pensé que estaba bromeando, pero al verlo tan decidido, entre risas, le dije que si. Me comenzó a chupar una teta e hizo efecto, pero junto con esto consiguió que me excitara. Por su pantalón también vi que se excitó, no hicimos comentario al respecto, pero me dijo que al otro día, vendría por la otra. Ansiosa espere su llegada, nuevamente solos, me la comenzó a chupar y comencé a excitarme de nuevo. En eso el estira la mano y me comienza acariciar la otra. Me saqué la otra y continuó chupándome cada vez más fuerte, acariciándome con ambas con sus manos. Ninguno de los dos quiso cortar el momento, ambos disfrutamos por un buen rato, con caricias cada vez más evidentes y a pesar de no decir nada, era evidente que ambos quedamos calientes.

Casi violé a mi hermana

Soy hombre de 19 años de edad

Hace unos años atrás, un amigo del barrio que estaba solo, organizó una fiesta en su casa, donde todo se transformo en distorsión. Alcohol y marihuana por todos lados, hasta que cerca de las tres de la mañana, a pesar de estar borracho y algo volado, me di cuenta que mi hermana ( de 16 años ) , estaba muy mal , a si que la saque de la fiesta y me la lleve a casa.

Vivimos solo con mi madre y mi abuela. Mi idea era dejarla en casa y volver a la fiesta, pero mi hermana estaba realmente mal y si la dejaba así, mi madre se daría cuenta, por lo que preferí llevarla al fondo del patio a esperar que se le pasara un poco el efecto.

La casa de mi abuela es muy grande, y como patio tiene un sitio enorme detrás de la casa, donde hasta guardan un camión de un vecino al fondo.

Nos quedamos un buen rato hablando, esperando que se le pasara el efecto, ambos borrachos, cuando no sé ni en qué momento, no empezamos a besar , rápidamente nos calentamos y empezamos a corrernos mano.

Mi hermana andaba con una falda muy corta y de inmediato le agarre el culo, corriéndole los calzones, tocándola con mis dedos, mientras ella se restregaba conmigo.

Estábamos tan calientes, yo le tenía metido hasta tres dedos en la zorrita, toda mojada y ella no solo se dejaba, se abría mas de piernas, se quejaba y yo más me calentaba.

Me bajé los pantalones y le pedí que me la chupara, no quiso. Luego traté de metérsela, pero no quería , se resistió y se resistió, pidiéndome que parara, pero aun quejándose. Yo ya pedí la razón, quería puro metersela a como diera lugar y al parecer se me pasó la mano, por que comenzó desesperarse y a gritar. Recién ahí paré por miedo a que mi madre o mi abuela escucharan.

Se colocó a llorar y salió corriendo a la casa. Me quedé muy asustado, viendo si se prendía alguna luz de la casa, pero afortunadamente nada pasó

Mi hermana y yo cojiamos con nuestro hermano

Soy mujer de 39 años de edad

mi gran secreto es que mi hermana mayor y yo teníamos sexo con nuestro hermano menor, hace muchos años vivíamos en la ciudad de mexico junto con mis padres,mi hermana mayor tenia unos 17 y yo 15 mientras mi hermano menor unos 13 y mesestodo ocurrio accidentalmente cuando yo había notado lo juntitos que pasaban mi hermana y hermano todo el tiempo juntos, siempre se protegían mutuamente y bueno en una ocacion al regresar de la escuela entre en la casa y descubri a mis hermanos teniendo sexo en el sofá fue un schook para mi y para ellos que saltaron asustados subiéndose la ropa yo muy apenada me fui a mi recamara y mi hermana y me siguió detrás entro y me dijo que me expiicaria todo y porque razón comenzaro a hacerlo asi mi hermana me explico con detalle por mas de una hora pidiendo que guardara el secreto, yo no sabia que decir o que hacer , con esta bochornosa situación, asi que mi hermana llamo a mi hermano y los dos comenzaron a tratar de convencerme de ser su complice en esto yo abrumada les dije que lo pensaría y asi pasaron unos días y no podía asimilar esto, justamente coincidimos los tres una tarde solos y mi hermana me rogaba que no los delatara, mi papa seguro les daría una golpiza y mandarían lejos a mi hermano,o algún internado, al final mi hemana me propuso que si yo guardaba el secreto yo podría unirme con ellos yo dude y quise evadir el comentario pero mi hermana fue directo al grano, no te hagas sabes bien a que me refiero, podemos compartir los tres este secreto, nuvamente les pedi tiempo, pero en realidad me moria por la curiosidad de verlos tener acción y que yo misma participara me ponía un poco excitada después de varios días mi hermana entro con mi hermano y me dijo que los observara un momento y comenzaron a tocarse y masturbarse mutuamente yo sonrojada y si excitada mire como mi hermana se arrodillo en la cama con su8s nalgas al aire y mi hermano se puso detrás y apunto su pequeña verga entre sus nalgas yo no sabia por donde lo estaba haciendo y me acerque un poco cuando note que la estaba penetrando por el ano, uuuff, que sorpresa cuando terminaron mi hermana me insistió en unirme , pero a pesar de la excitacin y morbo yo me resistia y les dije que por lo pronto solo los veria cuando lo hicieran en verdad me daba mucha vergüenza, y mi hermana lo entendio , y días después mi herana me dijo que me dejaría a solas con mi hermana que el ya sabia como hacerlo y que yo solo me dejara, y asi fue mi hermano mme fue guiando me fue manoseando sobre la ropa la panocha chichis y nalgas yo fui entrando en calor yo misma me baje los pantalones dejando mis nalgas al aire mi hemano me dedeo la panocha y culo, yo estaba eufórica me sentía la mujer mas perversa y puta en la tierra pero ya no podía parar esta calentura por lo prohibido que cuando mi hermano intentaba penetrarme el ano yo facilitaba abriendo mis nalgas en realidad no me penetro por complete pero con ese poquito me sentía muy satisfecha, fueron unos minutos y el termino aventándome su semen caliente entre mi ano palpitante , y ese fue el comienzo de esta relación incestuosa con mis hermanos en absoluto secreto, que perversas sensaciones de lujuria y excitacin pasamos teniendo sexo los tres lo hacíamos juntos los tres turnandonos a mi hermano o por separado y de rapidin mi hermano con alguna de nosotras en realidad no se cuantos encuentros tuvimos durante esos cinco o seis años que lo hicimos,

Con una gorda casada de 130 kilos

Soy hombre de 34 años de edad

Trabajo en una empresa, encargado de repartir nuestro producto al país. Tengo muy buena relación con mis conductores, converso mucho con ellos de cosas que no tienen relación con el trabajo. Claudio es uno de nuestro conductores, es viejo, tiene 63 años y debe pesar unos 150 kilos, negro, tosco, pero muy simpático. El mismo me comentó que su mujer era muy caliente y que si o si, después de viajar le tenía que cumplir como hombre. Que a veces él no tenía ni ganas, pero como ella era muy celosa y como el se ausentaba de la casa varios días, no podía dejar de cumplir para que no fuera a ponerse cachuda. Que a diferencia de lo típico, era el que tenía que fingir dolores de cabeza u otros malestares para no tener que hacerlo. Y que cuando lo hacia ella no se contentaba con algo poco, tenía que ser con todo, por un buen rato etc etc.

Me imaginaba al viejo gordo cogiendo con su señora, que seguramente debe ser parecida a él.
Pasó un tiempo y por un problema con el banco, no pudimos pagar los sueldos a tiempo. Recién tendríamos efectivo el miércoles y el martes debía viajar, por lo que le dije que mandara a alguien a retirar. Me dijo que su mujer pasaría a retirar su sueldo y emprendió el viaje. El miércoles temprano , apareció en mi oficina su mujer.

Tal como pensaba , era una mujer mayor, unos 60 años por lo menos, no muy agraciada de cara, muy gorda, fácil unos 130 kilos, una prominente barriga , unas tetas enormes al igual que su culo. Me tubo que esperar un buen rato mientras yo conversaba por teléfono y mientras lo hacia , me imaginaba a la gorda , caliente como el al describió, culiando y la idea de tenerla en cuatro patas o chuparle esas tetas me calentó.

Mientras hablaba yo le sonreía y ella a mi. Comparado con su marido yo era un adonis, seguramente le gusté. Terminé de hablar y le pedí disculpas , diciéndole que aun no tenia los fondos, pero sabia que necesitaban el dinero, por lo que me comprometía ir personalmente a su casa a dejárselo en la tarde. Me entendió perfectamente y me dijo que no tenía problemas de volver a la tarde, pero insistí en ir a dejárselo a su casa. Me despedí de ella con un beso en la mejilla y noté su interés hacia mi persona.

Ya estaba concertada la cita, salí del trabajo en la tarde y llegué hasta su casa. Gloria , que asi se llamaba , me invitó a pasar y me ofreció un café. Le entregué el dinero y conversamos de distintas cosas, averiguando que vivía sola. Empecé a bromear que le quedaba mucho tiempo sin su marido para portarse mal y ella coqueta , me dijo que lo había pensado, pero que no aparecía el galán. Cuento corto, se notaba que me tenía ganas y cuando me iba me tiré a la piscina.

Oh Dios mío, no saben en lo que me metí, Claudio se había quedado muy corto cuando me dijo que era muy caliente su mujer. La gorda parecía que no le habían dado verga durante años. Me dejó meterle mano, chuparle las tetas a mi antojo y en el mismo living de su casa, las generosas carnes de Gloria fueron todas mías.

Me la culié como un semental y ella resultó ser multiorgasmica. Con un culo realmente gigantesco, me dejó metérsela por detrás, me corrió una paja rusa , me chupó el culo, que no me hizo la veterana. Debo haber estado más de una hora culiando con la gorda y no quería dejarme ir. Sabiendo que su marido no regresaría hasta el viernes , al otro día la pasé a buscar y nos fuimos a un motel , donde la tuve hasta sentada arriba de mi cara , acabó varias veces , se trago mis mocos .. ufffff … realmente caliente.

De ahí comencé a darle viajes más lejos a Claudio , mientras yo me encargaba de su gorda.

Me hicieron doble penetración

Soy mujer de 45 años de edad

hola soy alta 160 morena con buen culo pechos peso normal un dia venia con mi hija de 18 se nos acercaron unos tipos amigos de por aqui nos saludaron veia coml se lo arrimaban a ella creo tambien lo a hecho con maduros nos fuimos ala otra vrs pase yo sola por ahi traia pueato un pantalon bien ajustado y una blusa estaba ese afuerame hiso platica me invito a pasar estaba un amigo de el me dio una cervesas no se como pero no estaba borracha fueron calentando hasta que me desnudaron ya estaba bien mojada pechos duros se sacaron sus vergas eran grandes me lo metieron por los dos lados tambien estaba otro eran tres uno me la meti se las chupaba a los otros me dijieron que queria con mi hijita tambien

Yo mujer con varios hombres

Soy mujer de 40 años de edad

hola soy casada guera alta con buenos pechos y nalgas peso norman connmi hija nos llevamoa bien es igual que yo estudia la universidad se sale siempre traia un novio pero se iba con otro a mi me dice que solo estaba con su padre nunca con otro eso pensaba pero creo tambien save de mks escapadas hace poco fui con unos amigos a na comida me fui provocativa ya de regreso me trajieron unos chavos en su camioneta eran cuatro altos de buen ver me fueron calentando nos fuimos a un motel. me desnudaron se las chupe me cogieron uno por uno.me la hicieron doble toda la tarde noche con uno de ellos me e vuelto a ver me imagino que mi hija no se a comido alguno como ellos por que trae puro niñito

Mi novia nalgona

Soy Hombre de 22 años de edad

Mi novia tiene unas nalgotas ricas pero aun no me la cojo y presiento que no la voy a llenar, me gustaria que otro cabron bien vergudo la haga gozar rico, ella es un poco reservada en esos temas de coger con alguien mas asi que ella no estaria de acuerdo, que podria hacerle para que otro le diera bien rico y se comiera sus nalgotas sabrosas? , comenten por favor estoy desesperado, ella vive en los mochis sinaloa

Me gusta me den fuerte

Soy mujer de 23 años de edad

hola soy guerita guapa de todo un poco ya me han culeado varios al rededor de 20 de todos tamaños y edades trios orgias empece a los 15 cin un amigo asi lo hice con varios antes no me buacaban mucho termine la prepa me vesti mas sexi con vestidos chiquito y esl a si me busacaban ko hacia con los que me gustaban donde trabaje un tiempo me animaro para hacerlo con un maduro de 45 y asi lo hecho como con 5 de esas edades los demas de mi edad a 30 casi nunca con mas chicos no e traido muchos novios creo que todavia no pienso en eso

Arrimón a señora en autobus

Soy Hombre de 20 años de edad

Para irme a la escuela centro que tomar un autobús que siempre va repleto, pero hace como tres días me sucedió algo curioso, iba en la puerta de atrás cuando subimos una señora algo gordita a lo que no le di importancia, pero al aguardo trayecto mire su trasero y uff!! Era enorme y de inmediato se me empezó a parar, ella se pasó enfrente de mi y empezó a arrimarme sus nalgotas yo solo disfrutaba, ella volteaba a verme a cada rato yo ya iba a full entonces le empeze a tocar las nalgas eran duras para la edad que tenía al rededor de unos 50 diria yo, toque todavía redondez de esa carne dirigí mi mano a enmedio de sus nalgas y la clave lo más profundo que me permitió su pantalón ella volteo y pensé que se acababa mi suerte pero con la sorpresa que me sonrió y entonces seguí adelante ella bajo su mano y me tocó el pene como ese día traía pants ella metió su mano para tocarlo en directo y me masturbo un buen rato (debo aclarar que me toma como una hora a hora y media llegar solo al metro desde mi casa ) ya con esto metí mi mano entre sus piernas haciendo presión y sintiendo todo su calorcito, ya cuando casi llegamos al metro me corrí en su mano y ella la saco y se la llevó a la boca pero sin despegarse de mi,cuando bajamos la vida dirigirse al metro pero ya no quise seguirla para no molestarla pero me queda una muy bonita experiencia que quisiera repetir, ojalá leyeras esto porque quisiera encontrarte de nuevo y por qué no ahora follarte ese rico culote que tienes, este relato es real

MI primera vez con mi hermana

Soy hombre de 30 años de edad

Mi primera vez fue con mi hermana menor, sin siquiera esperarlo. Yo tenía 14 años, y solo me había dado besos inocentes con amigas del barrio, pero nada más, cuando una tarde mi única hermana menor, 12 años, me dice que tenía algo que proponerme.

Armándose de valor me dijo que ella tenía curiosidad respecto al sexo y si quería experimentar con ella. En un principio me asusté, pero luego viendo la posibilidad que todo hombre de esa edad deseaba, le dije que si, mientras guardáramos por siempre el secreto. Con su consentimiento le dije que quería probar y me dijo que era ver un pene y chuparlo. Con solo escucharla me calenté y a pesar de estar solos en la casa, nos fuimos al patio, donde había un cuarto viejo de madera, de dos piso, donde en se guardaban herramientas y cosas que no ocupamos, árbol de pascua y que de chico siempre usábamos para jugar.

En el segundo piso, sentado en un viejo sofá de mimbre, le dije si estaba segura de lo que íbamos hacer. Obviamente en completo acuerdo, me bajé los pantalones y mi hermanita hizo lo suyo, primero me lo tocó y luego se lo llevó a la boca. Estaba tan asustado, que a pesar que se me paró no disfrute tanto la mamada, como sentir su mano, y aprovechándome de la situación, le dije que me tocaba a mi , que me mostrara las tetas. No dudo en levantarse la ropa y dejar al aire dos pechos algo desarrollados, los que chupé deliciosamente, mientras ya tomando más confianza, le metí la mano entre las piernas y la comencé a tocar.

Esa tarde solo hicimos eso, luego de chuparle los pechos mucho rato y apenas aguantándome, le dije que me tocara otra vez y acabé en sus manos.

Al otro día la busque y le dije que fuéramos al cuarto. Estando ahí repetimos lo del día anterior, salvo que ahora ella andaba con una falda cortita. Primero la toque con calzones, pero ya después le dije que se los sacara. Era mi primera vagina, la miré , la toqué , preguntándole si le gustaba, ella me decía que sí, hasta que le dije que se la besaría y así lo hice.

A mi hermana le gustó mucho y creo que hasta la hice acabar. Así comenzó nuestra morbosa y oculta relación incestuosa, que cada vez se hacia mas y mas caliente , disfrutando ambos de los tocamientos y sexo oral.

Habíamos hablado de no hacerlo por miedo a que ella fuera a quedar embarazada, pero luego que comenzamos con los besos en la boca , los encuentros eran mucho mas fogosos , yo le metía un dedo en su vagina y ella disfrutaba mas aun , hasta que lo hicimos. Fue delicioso , y de ahí ya directamente lo hacíamos todos los días, claro que yo , casi siempre acababa afuera, pero varias veces no me aguanté. Ingenuamente pensábamos que si mi hermana se lavaba con lavalosas , que era muy fuerte , ella no quedaría embarazada , pero no fue asi.

Mi hermana quedó embarazada a los pocos meses, para que voy a contar el desastre que quedó en mi casa y hoy, con 30 años, tengo un “hermano” de 14 años , que es fruto de esos encuentros clandestinos., que solo mis padres saben.

Pasaron muchos años, pero cada tanto, volvemos a cometer incesto con mi hermana.

La viuda en mi época de universidad

Soy HOMBRE de 35 años de edad

Con gran esfuerzo conseguí entrar a la universidad y como soy de provincia, conseguí alojar en una pensión de una mujer ya mayor, viuda que vivía de esto, mas una miserable pensión que obtenía de su difunto marido, Graciela era su nombre.

Ella daba pensión a estudiantes, por lo general 3 que eran los cuartos que tenía, solo a mujeres, pero una amiga de mi madre hablo con ella e hizo una excepción conmigo.

El primer año estuvo todo bien , pero a mediados del segundo , mi madre tubo problemas económicos y aunque yo trabajaba para pagar mis estudios, el dinero ya no me alcanzaba y estaba pensando en dejar la universidad y volver a mi ciudad a trabajar en lo que fuera. Graciela me aconsejo que no dejara mis estudios, que era muy importante para mi vida , que me iba arrepentir por siempre etc etc , pero no podía cancelar la universidad aparte de la pensión. Me dijo que encontraríamos la solución y en la tarde, estando solos, me dijo que me proponía que me quedara alojar en su casa, sin pagar arriendo, pero que a cambio yo tenía que cumplir como hombre con ella.

La viuda tenía 67 años, gorda como ella sola, con tetas enormes, rollos por todos lados y un culo gigantesco. La verdad que de haberme propuesto tener sexo, sin recibir nada a cambio hubiese aceptado igual con tal de tener semejantes tetas a mi disposición y esa misma noche, cuando las niñas se fueron a su cuarto, a media noche me fui a su cuarto y le hice el amor a mi arrendataria de generosas carnes.

Sus pechos eran una fantasía, me los devoraba cada vez que podía y ella, amante del sexo oral, me la podía chupar por largo rato, hasta dejarme venir en su boca. Era un trato magnifico, culiaba todos los días y los fines de semana , estando los dos solos, follabamos a cada rato y con escandalo, a cambio me ahorraba la pensión y comenzó atenderme mejor que a las otras, comidas especiales, hasta me planchaba la ropa.

Todo iba a las mil maravillas, hasta que me enamoré.

Conocí una chica, la que ahora es mi esposa y a pesar de que hice todo por llevarla a mi pensión, ella llegó un día sin aviso. Graciela no dijo nada, pero después me celó y me obligó a terminar con ella. Aguante un tiempo, teniendo a mi mujer de novia y a Graciela de amante, pero nuevamente mi mujer volvió a visitarme y Graciela me echó de su casa. Nunca le conté a mi mujer lo que pasaba con mi arrendataria.

Años atrás haciendo unos negocios en la capital, con tiempo de sobra, visité a Graciela, estaba muy vieja , se alegro por mi visita , y luego de conversar por una hora con ella, terminamos en su cuarto , volviendo a tener sus gigantescos pechos en mi boca.

Mi concuñada me la mamo

Soy hombre de 40 años de edad

Mi concuñada estaba mareada la llevaba en mi carro su marido estaba en el haciendo de atras saque mi verga y le hice mamar con gusto se pegó al mamé y me la cogi

Mi hermana está embarazada

Soy Hombre de 34 años de edad

Éste es un relato breve.

Resulta que mi hermana salió medio puta, pues resulta que ésta pendeja está embarazada y no sabe quien es el cabrón que de dejó ir los mecos en su panocha... Por lo que me confesó es que siempre que salia con "amigos nuevos" se iba a cojer con ellos y como ella es bien parrandera pues ahora resulta que por andar dando las nalgas quedo preñada. La verdad no me incomoda, al contrario que bueno que sea así y coja con quien quiera, me da mucho gusto que se la cojan, y que gocen de mi hermana, la verdad es que antes de que quedara panzona estaba riquisima, ojala no pierda esa figura, pues yo tambien me la llegué a cojer de lo peda que llegaba de las fiestas, igual y en una de esas cojidas que le metí ya venia cojida, jajajaja.

Quiero ser cornudo

Soy Hombre de 58 años de edad

Mi secreto es que mi esposa me puso los cuernos a escondidas, pero le ganó el sentimiento de culpa y me lo confesó todo.
Contra lo que yo mismo pensaba, su relato de la cogida que le dieron y de cómo la mandaron a mi casa escurriendo de mocos me excitó muchísimo y en lugar de reclamarle terminé rendido ante ella, cogiéndo la panocha ya encharcada.
Y de ahí pa delante... se comió más de 30 vergas diferentes.
Cuando estábamos con alguno de sus cojedores se olvidaba de mí por completo, cerraba los ojos, abría las piernas y se dedicaba a disfrutar al máximo del macho.
Después, cuando yo la cogía, me decía: Casi no te siento, ese cabrón me ensanchó mucho la pepa. Yo sentía que me deshacía entre sus brazos y terminaba vaciándome en sus entrañas ya inundadas por otro.
Había uno de esos machos que la hincaba sobre la cama, la empinaba hasta que quedaba con las tetas pegadas al colchón y la cola parada, le dilataba el culo y despúes me decía: Míra cómo le entra mi verga a tu mujer. Y yo miraba como aquella verga morena abría el ano color rosa de mi mujer, mentras los dulces labios de ella lanzaban tiernos gemidos.
Despúes el cabrón agarraba un ritmo bárbaro y yo alucinaba mirando como aquel hombre usaba las blancas nalgas de mi esposa hasta vaciar sus huevos en ella.
Me tenía pendejo. Estaba muy enamorado de ella y me envició, pero hace unos años una enfermedad se la llevó.
Hoy busco una mujer que quiera vivir conmigo y que le guste coger conmigo y con otros. Prometo que la haremos muy feliz.
Este anuncio es serio. Vivo en la ciudad de México y mi correo es hem.toni@yahoo.com

Gangbang en la fiesta de mi pueblo

Soy mujer de 22 años en mi pueblo la fiesta se celebraba el sábado mi amiga Paty y yo bailamos y tomamos mi casa queda cerca y pensé en i...