La puta de mi amiga

Soy hombre de 24 años

Pasó en mi primer año de preparatoria, tenía muy pocos amigos debido entre otras cosas a que faltaba mucho al colegio por problemas económicos; me inscribí a clases de francés donde conocí a una chica mayor que rápidamente se hizo mi amiga, ella tenía 21 y yo 16, prácticamente fue mi única y verdadera amiga por todo el primer ciclo escolar, ella tampoco tenía amigas ni amigos, le hablaba a algunas compañeras pero solo se juntaba conmigo; era preciosisima, y joder que también estaba buena, tenía unas tetas grandes que me hacían delirar. A pesar de que estaba linda y buena la verdad es que nunca me llegue a enamorar de ella como tal, pero si que me fantaseaba con lo buena que estaba, además de que ella tenía su novio que iba por ella todos los días despues de clase, un tipo fortachon que siempre llegaba en motocicleta. Ademas nos hicimos tan amigos que me llegué a encariñar demasiado con ella y ella conmigo, así que hubo un momento que dejé de verla con lujuria, por que nos desarrollamos un gran cariño y confianza entre ambos, prácticamente ella solo socializaba conmigo en clases y con su novio fuera de clases, cuando el no iba a verla, nos la pasábamos el día entero juntos, riéndonos de mil cosas.

Acabando ese año perdí contacto con ella, aunque año y medio después tras el auge de las redes sociales la volví a encontrar y seguido charlábamos por el chat.

En esa época un día por fin me invito a una fiesta, era en casa de uno de sus primos, a pesar de que en esa época yo estaba trabajando decidí faltar dos días a mi empleo para poder disfrutar y desvelarme en la fiesta, quería pasármela bien y volver a ver a mi amiga.

La fiesta empezó bastante aburrida, solo eran como 15 personas, al final, quedamos solo 6, entre ellos yo era el único que no era familiar, los otros eran ella, el primo del cumpleaños, otras dos primas de ella y el novio de una de sus primas; el primo me ofreció la posibilidad de quedarme en su casa a dormir, y no fue muy tarde cuando me gano el sueño; le dije que donde podía quedarme y me ofreció dos opciones, entre un sillón en la sala y una especie de cuarto de servicio donde finalmente opte por dormirme, era un cuarto oscuro con una sola cama, los demás seguían despiertos en la sala aun platicando, fui el primero en irme a acostar esa noche Me acosté en la cama y no tarde mucho en dormirme; aproximadamente 30 minutos después algo me despierta, cuando abro los ojos veo a mi amiga subida en la cama, tratando de esquivarme para no despertarme, cuando me dijo:

- perdón, me vengo a quedar contigo amigo, duérmete, no quise despertarte.

En ese momento yo estaba un poco adormilado, pero pude ver que ella estaba tremenda mente ebria, chocaba, se caía y se reía; finalmente la ayude a acomodarse y taparse, se acostó a lado mio, también noté que había dejado la puerta entre abierta y así decidí dejarla para que no hubiera malos entendidos con su familia.

Hubo un rato en que no pude conciliar el sueño, estaba sorprendido de la confianza que ella me tenía para acostarse junto a mi, no voy a negar que pensamientos sucios pasaron por mi cabeza, no podía dormir por la decidía, era mi oportunidad para hacerle algo, siempre me había calentado la muy guarra, y la oportunidad era inmejorable, ¿debía violarla?, ¿meterle los dedos en su deliciosa vagina?, ¿acariciar sus pechos?, ¿meter la mano en su sosten?,¿besarla?,¿arrimarle mi pene?. ¿meterle mi polla en la boca?,¿masturbarme y embarrarle mi semen?, ufff, eso y más cosas me pasaron por la cabeza, estaba indeciso, por un lado me calentaba mucho, pero por otro si que le guardaba gran cariño por ser mi única amiga por mucho tiempo y cuando nadie mas quería hablarme, ademas apreciaba la confianza que me tenía; lastimosamente mis queridos lectores decidí ser respetuoso, me quedé en una sola posición para que ella no malinterpretara nada, volteando hacia la puerta y dándole la espalda en la cama, y así me quedé dormido; ella se estuvo moviendo toda la noche, no preste atención a que era lo que hacía por que me aferre a darle la espalda hasta que amaneciera y se diera cuenta que podía confiar en mi, ya mas tarde termino abrazandome, yo dejé que pasara sus brazos por debajo de los míos y se recargara en mi hombro, en ese momento me ganó un poco la ternura y me sentí más orgulloso de no faltarle al respeto.

Después de unas horas, finalmente llegó la mañana, me separe de ella para levantarme y entrar al baño, quise después prepararme algo en la cocina, pero era el único que estaba despierto y para no entrar en alguna mal interpretación, mejor decidí ir con mi amiga para despertarla y me hiciera compañia, ya que estaba en una casa ajena.
Ella seguía tapada, la moví para despertarla:

- Miri!! (su nombre es Miranda), hey Miri, despiertate!!

Se despertó, me pidió otros 10 minutos para seguir durmiendo y se volvió a dar la vuelta, yo decidí sentarme en el piso a esperarla mientras jugaba con mi teléfono móvil, después de otros 20 minutos mas finalmente se despertó, platicamos un poquito, me dijo que le dolía la cabeza, no menciono nada acerca de que hayamos dormido juntos, me pidió un vaso con agua y corrí a traérselo, cuando se lo traje se despojo de las sabanas y se incorporo para beberse el contenido del vaso, y fue en ese momento cuando quedé en shock; la muy guarra estaba en bragas!!!, así es, se había acostado conmigo a un lado toda la noche sin pantalones de por medio, solo con una adorable y minúscula braga verde, y yo fui tan estúpido que nunca lo noté. En ese momento desde luego tuve una erección que intentaba ocultar, trataba además disimuladamente de no perder de vista su exquisito triángulo del sexo, sus tersas piernas, ella increíblemente parecía no importarle, parecía que estaba en frente de su madre o de cualquier persona de confianza, incluso se levanto, y fue cuando no podía más, su culo era hermoso, y la muy puta se paro a lucirme lo mientras buscaba su pantalón que según ella había aventado anoche fuera de la cama, yo babeaba y no podía dejar de verle el culo, luego se sentó a la orilla de la cama para ponérselo, después de aquella cachondisima escena nos fuimos a desayunar, ella se encargó de despertar a los demás, desayunamos, y le dije que tenía que irme, me dijo que si quería podía tomar un baño antes, pero yo seguía muy nervioso, le dije que me iría así, me acompaño a la puerta, me despidió con un beso en la mejilla (como siempre), me abrazo y me agradeció haber venido; en ese momento y a partir de ahí no podía yo estar mas confundido, ¿que demonios le pasaba?, ¿me tenía tanta confianza?, ¿quiso seducirme pero se arrepintió al final?, o ¿era solo que ella no me consideraba mas que un pobre tonto que nunca pasaría más que ser su amigo?, no podía yo creer lo que había pasado, esa noche en mi casa, ya acostado en mi cama, no tuve mas remedio que dedicarle una tremenda paja, nunca lo había hecho antes por ella a pesar de lo buena y linda que estaba, no pude evitar sentir tantita culpa después de correrme.

Meses pasaron sin verla, en esos meses que me volví más puerco que nunca, conforme me iba a acostumbrando a la idea cada vez le dedicaba más pajas recordando su tanguita verde e imaginandome lo que pude haberle hecho esa noche, incluso depues me masturbaba con sus fotos, no se como no se me había ocurrido antes, en algunas fotos se veían unas tetotas deliciosas, aunque sea en mi mente, pero ya le había perdido el respeto a mi amiga, otra ocasión que me volvió a invitar a otra fiesta pero me negué por que no sabía ni como la iba a mirar a los ojos despues de tantas pajas que le había dedicado, además no dejaba de sentirme un idiota por no haber aprovechado aquella noche.

Ustedes que piensan, ¿que hubieran hecho?

Es una historia totalmente verídica y me alegra compartirla aqui, les puedo pasar fotos de ella para que vean lo buena que está, se llama Miranda pero no voy a decir sus apellidos para que no intenten acosarla, pero gustoso les paso sus fotos para que se pajeen a gusto, pero solo a los que dejen su correo y escriban que hubieran hecho en mi lugar, también estoy buscando a ver quien le puede hacer un cum tribute en video, así es, jajajaja, a esos extremos eh llegado, jajajaja. Saludos.

2 comentarios:

  1. Te dejo mi correo para que envíes sus fotos
    eduardo.marin.1971@gmail.com

    ResponderEliminar
  2. PAPÁ DE LOS GACHUPINES16 de abril de 2017, 09:12

    LA MERA NETA, TE PASASTE DE PENDEJO. CON TODA SEGURIDAD EL CABRÓN DE LA MOTO SÍ APROVECHÓ LO QUE TÚ DEJASTE IR. WEEEEEEEEY!

    ResponderEliminar

Gangbang en la fiesta de mi pueblo

Soy mujer de 22 años en mi pueblo la fiesta se celebraba el sábado mi amiga Paty y yo bailamos y tomamos mi casa queda cerca y pensé en i...