La payasita de la calle

Una payasita bien pintaba brindaba su espectáculo para nagarse la vida en un crucero de semáforos, seguido pasaba por ahí y siempre le dejaba 5 pesos y ella ya tenía identificado mi coche.
La verdad tenía como 16 años pero bajo el disfraz y la pintura se adivinaban unas hermosas nalgas, piernas torneadas y una cara muy linda. Cada vez q la veía se me paraba la verga y ella se acercaba por su propina. En una ocasión se me ocurrió sacarme la verga y dejar q la viera, como no le dio tiempo de acabar de cobrar la propina y el semáforo se puso en verda me estacione adelante bajo un árbol a donde ella fue y al asomarse para tomar sus 5 pesitos su mirada se clavó directo en mi verga q está bien cabezona ella sólo rio y me dijo adiós sin retirar la mirada de mi pene. Así lo hice varias veces hasta q le propuse pasar por ella y llevarla a casa. Dudo un poco pero acepto. Como de costumbre yo llevaba la verga de fuera y le tome la mano se la bese y al bajarla la puse sobre mi pene que estaba arreventar ella lo apretó y me dijo la tienes muy dura y esta muy gruesa, mi mano no se cierra. Me metí a un terreno abandonado donde la bese y la tomé de la nuca y baje su cabeza a la altura de mi pene le paso la lengua en la puntita y me djo sabe saladito luego abrió su boca y empezó a mamarme la verga sólo la cabeza le entraba luego la voltie y recosté el asiento donde ella venía, tenía unas nalgas tan ricas q no pude aguantarme las ganas y me ensalive la punta de la verga y la empece a untar en toda la raya del culo y cuando la cabeza pasaba por su ano la payasita gemía bien rico x lo que deje mi verga en su orificio y empece a darle unos cabezazos sentí que ella se hacía más para atrás con toda la intención de que se la metiera entonces pase mi brazo encima de su vientre y la sujete con fuerza ya la tenía bien centrada y empece a empujar y ella a hacerse para atrás con lo que me dijo ay señor ya me la metió, despacio por favor está bien gruesa y mi culito es virgen, sáquemela por favor, así lo hice y la puse boca abajo en su asiento salí del coche le di la vuelta y me metí por su puerta, la monte y le dije para el culo y abre las nalgas con tus manos, ella hizo caso y me dejo al descubierto su ano, ensalive mi cabeza y se la volví a meter pero ahora hasta la mitad y ella me decía creo que me voy a cagar sáquemela para ir al baño, ya no aguanto, pero yo le daba más y más duro hasta que me dijo ya no quiero cagar, me voy a orinar - orinate corazón no hay problema, ella se vino de lo lindo. Desde entonces cada 3-4 días pasó por la payasita y me la llevo a mi casa a meterle la verga que ya le deje el culo bien abierto a la pobre. Chavas de Cancún 9981446012

1 comentario:

  1. Uff que delicia de relato...
    que edad tiene la carajita? cuentame me dejaste imaginando toda la escena..que delicia de cojida le debes haber dado...como me encantaria conseguir una carajita asi
    espero tu respuesta

    ResponderEliminar

Gangbang en la fiesta de mi pueblo

Soy mujer de 22 años en mi pueblo la fiesta se celebraba el sábado mi amiga Paty y yo bailamos y tomamos mi casa queda cerca y pensé en i...